Síntomas de estar embarazada que pueden no ser un embarazo


Es posible que experimentes algunos síntomas de estar embarazada y sin embargo… se trate de una falsa alarma, si no estabas esperando ser mamá, o un desencanto si querías quedar embarazada.  Como sea, es importante saber que todos los embarazos son distintos y que si bien hay síntomas infalibles, otros pueden responder a causas diferentes.  Por eso, antes de ilusionarte, lee esta nota.

Esto te interesará: Síntomas de ovulación que no conocías

sintomas de estar embarazada
Algunos síntomas de embarazo pueden tener otras causas como las nauseas matinales o el dolor de cabeza

Síntomas de estar embarazada más habituales

En realidad hay más de 25 signos y síntomas de estar embarazada, algunos que ni siquiera imaginabas que podían ser signos de embarazo.

La mayoría de las mujeres que llevan una vida sexual activa o están tratando de quedar embarazadas, sospechan la presencia de un embarazo ante la falta de una menstruación.  Sin embargo, para ese momento probablemente el embrión ya tenga hasta dos semanas de vida y tanto el organismo materno como la nueva vida están segregando toneladas de hormonas para adaptarse a la nueva situación.

Todos estos cambios pueden pasar desapercibidos o ser confundidos con síntomas de otros padecimientos, en especial para una madre primeriza.  ¡Quizás si ya fuiste mamá, conozcas tu organismo y hayas desarrollado un sexto sentido para descubrir de inmediato que estás embarazada!

Los signos de embarazo varían en cada mujer, y no todos los síntomas se experimentan durante cada embarazo.

Entre los síntomas de estar embarazada más habituales, puedes encontrar desde los senos hinchados, entumecidos o doloridos hasta cambios en el estado de ánimo sin causa aparente, sueño, mareos o aturdimiento, pasando por fatiga, calambres leves, dolores de cabeza, deseo de orinar con mayor frecuencia o inusual sensibilidad a los olores y sabores.

Síntomas de estar embarazada que pueden tener otras causas

Sintomas de estar embarazada
Los cambios en las pildoras anticonceptivas pueden causar sintomas de embarazo

Los signos más frecuentes de estar embarazada pueden tener otras causas.  El desafío está en descubrir a qué otros motivos pueden responder los síntomas de estar embarazada… ¡cuando no hay un embarazo!

  • La falta de un período: es uno de los síntomas de estar embarazada que se informa con mayor frecuencia.  Sin embargo, la falta de un período puede tener otras razones, por ejemplo: exceso de peso, pérdida de peso, fatiga, agotamiento, desequilibrios  hormonales, tensión o estrés.  También varias enfermedades pueden provocar la falta de un período, inclusive estar amamantando.
  • Náuseas matutinas: otro de los síntomas de estar embarazada casi indudable y sin embargo, puedes padecer náuseas matutinas por haber comido una comida en mal estado, otros problemas estomacales, también por la tensión y el estrés o un cambio en las píldoras anticonceptivas.
  • Senos hinchados o cambios en los senos: es el tercero de los síntomas de estar embarazada más informados.  Incluye sensibilidad y malestar.  Según la American Pregnancy Association este síntoma puede deberse a desequilibrios hormonales, menstruación inminente o cambios en las píldoras anticonceptivas.
  • Fatiga o cansancio: este malestar completa el cuadro de los síntomas de estar embarazada más habituales.  Puede responder a tensión, estrés, demasiado trabajo, depresiones u otros desequilibrios mentales.  También a un resfriado común o un estado gripal, estados alérgicos, falta de sueño reparador y mala alimentación.
  • Dolores de espalda baja: próxima menstruación, estrés, tensiones, malos hábitos de sueño o haber levantado objetos pesados en forma inadecuada.
  • Dolor de cabeza: puede tener decenas de motivos, incluyendo deshidratación, exceso de cafeína, tensión ocular, estrés o próxima menstruación.
  • Deseos de orinar frecuentes: una de las causas puede ser una infección urinaria, haber ingerido diuréticos, exceso de ingesta de líquidos o un principio de diabetes, todo lo cual justifica una visita a tu médico.
  • Manchado o sangrado ligero: una ligera hemorragia, que se asimila al sangrado de implantación, puede ser causada por el comienzo de la menstruación, un cambio en las píldoras anticonceptivas o haber tenido relaciones sexuales… demasiado fogosas.
  • Antojos de alimentos o rechazo a algunos alimentos: estrés, ansiedad, depresión, próxima menstruación o deficiencias en la dieta.
  • Oscurecimiento de aréolas de los pezones: si bien es uno de los síntomas de estar embarazada más frecuentes, es raro si no hay embarazo, pero puede deberse a algún desequilibrio hormonal.

Qué hacer si hay síntomas de estar embarazada

Si tienes síntomas de estar embarazada pero tienes dudas, te recomendamos concurrir a tu médico.

Quedar embarazada puede ser más difícil de lo que se cree.  De hecho, una de cada seis parejas experimenta dificultades para conseguir un embarazo y esta cifra va en aumento.  Varios de los factores que pueden provocar síntomas de estar embarazada sin embarazo pueden inclusive estar influyendo para dificultar tu embarazo, como el estrés, tensiones, mala alimentación o exceso de trabajo.

Sin dudas, una buena alimentación, vida saludable y ejercicio son primordiales para aumentar tus posibilidades de quedar embarazada, pero también se deben considerar otros elementos como la edad, entorno y regularidad del ciclo menstrual.

Además, la ventana de días fértiles es tan pequeña que deben darse una serie de eventos afortunados para que un espermatozoide logre perforar la cubierta del óvulo que espera en las trompas de Falopio.

Esta ventana fértil tiene una duración de aproximadamente cinco días: cuatro días antes de la ovulación y hasta las 24 horas después de la liberación del óvulo.

Para mejorar tus posibilidades debes identificar tus días fértiles hasta llegar a determinar específicamente la fecha de la ovulación.  No es fácil, pero hay varios signos y síntomas de ovulación que te pueden ayudar, como por ejemplo los cambios en el flujo menstrual.  De hecho, cuando ovulas se produce un moco cervical de aspecto parecido a la clara de huevo que es el vehículo ideal para que los espermatozoides viajen hasta el óvulo.

También hay test caseros de ovulación que se pueden adquirir en las farmacias y pueden predecir la fecha de la ovulación con bastante certeza.  Se basan en la detección de la hormona luteinizante, que aumenta entre 24 y 48 horas antes de la ovulación. 

El test de embarazo se basa en la determinación de la hormona hCG en la orina o la sangre

Aprende trucos: Quedar embarazada a la primera