¿Mejorar la salud con las abejas? Conoce más sobre la apiterapia


La apiterapia consiste fundamentalmente en el uso del veneno de abejas (apitoxinas) con fines terapéuticos y preventivos. A ellos se adicionan otros productos como la miel, el polen, propóleos, pan de abeja, larvas de zángano, abejas enteras, jalea real y la cera.

La apiterapia emplea el veneno de abejas para la curación o prevención
La apiterapia consiste fundamentalmente en el uso del veneno de abejas con fines terapéuticos y preventivos

Su nombre está compuesto por una raíz latina “api” de abejas y la palabra griega “therapeuein” se refiere “al método para tratar a seres humanos o animales contra diferentes enfermedades”.

No se puede precisar exactamente sus orígenes, pero los libros antiguos la incluyen entre las alternativas de tratamiento empleadas desde tiempos inmemoriales en Egipto, Grecia y China. Hay relatos sobre la cura de la gota de Carlomagno (748-814) o el alivio de los dolores articulares de  Iván el Terrible (1530-1548) dejándose picar por abejas.

Te interesará leer: Las mejores propiedades de la jalea real

Numerosas anécdotas populares señalan que algunas personas después de ser picadas pueden aumentar su energía y aliviar sus dolores crónicos.

Con las prácticas de la Medicina Natural, ha tomado auge la apiterapia. Desde Actitud Saludable te invitamos a conocer un poco más sobre esta interesante alternativa.

Una gran paradoja… para unos, las abejas son un peligro, para otros un alivio

Para algunas personas las atractivas y laboriosas abejas pueden ser tan dañinas que las lleve a poner en riesgo su vida. Se estima que entre un 15 y un 25% de la población sean alérgicos a la picadura de las abejas y entre personas que están más expuestas esta cifra puede llegar hasta un 36%.

Para algunas personas las atractivas y laboriosas abejas pueden ser tan dañinas que las lleve a poner en riesgo su vida
Un número creciente de personas confían en el poder oculto en el veneno de las abejas y se someten a este procedimiento

La gran mayoría de las personas no son alérgicas y aunque una picadura de abejas no es una experiencia agradable. Un número creciente de personas confían en el poder oculto en el veneno de las abejas y se someten a este procedimiento.

¿En qué consiste el tratamiento con veneno de abejas?

Aunque la apiterapia incluye el uso del veneno de abejas y otros productos de la colmena o las abejas, en este artículo vamos a referirnos fundamentalmente solo al primero.

Cuando se acude por primera vez a este tipo de tratamiento es imprescindible someterse a pruebas para conocer su sensibilidad al veneno de abejas y que el apiterapeuta esté preparado para enfrentar una respuesta de hipersensibilidad.

Las vías fundamentales para el suministro del veneno de las abejas son mediante la picada de abejas vivas, inyecciones o cremas o ungüentos.

Abejas vivas

El paciente es aguijoneado (literalmente) por una o varias abejas melíferas vivas (son las que producen la miel), que se coloca con una pinza en el lugar o los lugares que se desean tratar. El aguijón permanecerá en el cuerpo entre 10 y 15 minutos y posteriormente es retirado por el especialista.

Cuando las abejas pican pierden el aguijón y su bolsa de veneno y posteriormente mueren. La cantidad total de veneno que contiene una glándula varía entre 0.2 y 0.3 mg.

Al emplear abejas vivas no hay una sola forma de administrar el veneno de  abejas. Se emplean abejas entre 20 y 30 días de vida e iniciar con una y continuar aumentado la cantidad.

El aguijón permanecerá en el cuerpo entre 10 y 15 minutos y posteriormente es retirado por el especialista
Una de las vías para emplear el veneno de abejas es empleando una o varias abejas melíferas vivas que se colocan con una pinza en el lugar o los lugares que se desean tratar

Algunos apiterapeutas consideran que el lugar de la picada es importante en función de la localización de la afección médica a tratar. Otros apiterapeutas combinan el veneno de las abejas con los puntos de acupuntura. En estos casos el aguijón de la abeja actúa como una aguja similar a la acupuntura pero no se considera como tal.

Otros muchos consideran que el lugar de la picada no es lo fundamental. La cantidad de abejas a picar varía desde una, hasta cientos.

Inyecciones

Debido a la dificultad de la técnica (mantener a las abejas vivas en recipientes) se ha optado también por inocular el veneno mediante inyecciones.

Los apicultores mediante un dispositivo electrónico logran que las abejas depositen su veneno sobre un cristal, se seca rápidamente y se raspa el cristal quedando un polvo de color blanquecino.

Mediante esta vía, la aplicación es más segura porque se puede controlar mejor la dosificación, así como el sitio de aplicación y con un menor riesgo de reacciones secundaria.

Cremas de veneno de abejas

Estas cremas son formuladas en diferentes concentraciones y son empleadas por sus propiedades analgésicas. Se postula que tiene un gran efecto contra los dolores de origen diversos y en las dolencias osteoarticulares mejora la movilidad de las articulaciones.

Los tratamientos con veneno de abejas se pueden complementar con otros productos de las abejas y sus colmenas.
Las cremas es una de las formas de administración del veneno de abejas y son empleadas por sus propiedades analgésicas y para el cutis

Se le atribuyen propiedades como relajantes musculares y ayuda a aliviar las cefaleas. Tiene usos diversos en lesiones cutáneas y en cosmética por tener un efecto activador de la circulación y defoliante.

Al iniciar los tratamientos mediante picadas o inyecciones ayuda a atenuar las reacciones locales.

Los tratamientos con veneno de abejas se pueden complementar con otros productos de las abejas y sus colmenas.

¿Por qué es efectivo el veneno de abejas?

El veneno de abejas o apitoxinas, es una mezcla compleja de proteínas y péptidos. La apitoxina está constituida en un 50% por  melitina. La fosfolipasa y los aminoácidos conforman el 12% y el 14% respectivamente de su peso seco.

Por su parte los péptidos y los lípidos ocupan el 5% cada uno y la hiaulorinidasas 4%. Los glúcidos, la apamina y otras proteínas constituyen cada uno  proporciones del 2%.

Este producto ejerce acciones  antiinflamatorias, imnuoreguladoras, analgésicas y vaso activadoras. Se considera que su efecto analgésico es 80 veces más potente que la morfina y su poder antiinflamatorio es 500 veces mayor que la cortisona.

Los médicos naturalistas defienden el criterio de que los componentes del veneno de abejas trabajan de forma complementaria para hacer “que el cuerpo libere más compuestos curativos naturales en su propia defensa”.

Beneficios que aporta el veneno de abejas

El veneno de abejas contiene melitina, máximo responsable del escozor y el dolor que produce la picadura de una abeja. La melitina es potente antiinflamatorio, capaz de incentivar la producción natural de la cortisona. Esto, por supuesto, es uno de los propósitos de esta práctica.

Según los apiterapeutas, así se refuerza el sistema inmunológico, lo cual “protege al paciente de ciertas enfermedades y corrige lo defectuoso”. También plantean que cada producto de la colmena posee lo que el cuerpo humano requiere, y el veneno de las abejas al circular por el torrente sanguíneo, lleva estas sustancias a los lugares que se deben reparar.

Usos del veneno de abejas en la salud

Hay una gran gama de alternativas de uso del veneno de abejas, solo destacaremos  las más populares. Cabe destacar que la gran mayoría de estos usos no están demostrados por ensayos clínicos rigurosos.

Desensibilización de las personas alérgicas al veneno

Para las personas alérgicas a las picaduras de abejas, la desensibilización es una de las prácticas de uso más extendido y de comprobada eficacia. Este procedimiento debe ser realizado en instituciones hospitalarias.

Artritis reumatoide, artrosis y otras enfermedades osteoarticulares

Se reportan resultados favorables en más del 50 % de los afectados por artritis reumatoide. Debido a sus efectos antinflamatorios y analgésicos se produce una disminución de las inflamaciones y dolores articulares.

La duración del tratamiento dependerá de la respuesta individual y el grado de avance de la enfermedad. En algunos casos se logran recuperar articulaciones dañadas aunque sea de forma parcial y con ello mejorar la calidad de vida de la persona afectada.

Psoriasis y otras afecciones cutáneas

Los procedimientos duran entre 3 y 6 meses. También se emplea para eliminar verrugas, atenuar cicatrices, eccemas y úlceras en la piel.

Dolores agudos

Reduce dolores musculares, articulares o los producidos por causas traumáticas y metabólicas como bursitis, dolor cervical, gota y otros tipos de dolor.

Problemas circulatorios y  neurológicos

Ayuda a reducir las várices, mejora los procesos de hipertensión, arritmias y trombos. También favorece el estado de los pacientes que padecen las molestas migrañas y ha ayudado a enfermos de Alzheimer.

Queloides

Los queloides es el tejido cicatricial que se forma, como consecuencia de quemaduras o heridas. La terapia del veneno de las abejas es empleada como tratamiento para esta afección.

Su uso se basa en sus principios antinflamatorios naturales, y contiene una enzima llamada hialuronidasa que es capaz de destruir el ácido hialurónico y así ayuda a ablandar este tejido fibroso y disminuir su tamaño.

Herpes zoster

Se han obtenido resultados alentadores en el tratamiento del herpes zoster.

Esclerosis múltiple y esclerosis lateral amiotrófica

Diversos ensayos se desarrollan con el objetivo de comprobar la eficiencia del veneno de abejas en estas patologías. Los resultados aún no son concluyentes y más aún la Sociedad de Esclerosis Múltiple de Estados Unidos de América asegura que en un estudio de 24 semanas no ha mostrado evidencias de mejoría en los afectados por esta dolencia.

La apiterapia es una alternativa, basada en la medicina natural
No hay resultados concluyentes sobre la efectividad del veneno de abejas y los resultados más prometedores parecen vincularse a sus efectos analgésicos

Cáncer

Los ensayos clínicos no permiten concluir sobre su efectividad, pero se postula que el veneno de abejas tiene sustancias que favorecen la respuesta inmunitaria general y por su efecto anestésico alivian los dolores.

La American Cancer Society por su parte afirma: “No existe ningún estudio clínico sobre humanos que muestre eficacia alguna del veneno de las abejas o de otros productos de la colmena para curar o prevenir el cáncer“.

Usos en la estética y la belleza

El veneno de abeja es empleado como revitalizador del cutis y por sus efectos generales sobre el estado inmunitario.

Otros usos e investigaciones

Además se han tratado otras afecciones como lupus, ataques de pánico, alcoholismo, tendinitis, fibromialgia, drogas, depresión e insomnio, con cambios favorables en el comportamiento de los pacientes.

Cuidados al emplear el veneno de abejas…

Hay ocasiones en que existe la falsa creencia de que los productos naturales no entrañan riesgos. Esa concepción está alejada de la realidad.

Los resultados y la inocuidad de los procedimientos de la medicina alternativa están muy relacionados con la seriedad y certificación de la persona que la aplica y la calidad de los productos que emplean.

Algunos cuidados que debes tener al decidirte por esta modalidad es:

  • El médico o especialista debe evaluar la necesidad del paciente de emplear el veneno de abejas, además de sus condiciones físicas y psicológicas.
  • Comprueba que el lugar seleccionado posea los especialistas adecuados para su aplicación.
  • Siempre se debe de comprobar la ausencia de reacción alérgica.
  • No resulta una alternativa conveniente para personas que padecen de enfermedades crónicas, o insuficiencia cardiaca, hepática o renal.
  • No es recomendable en niños, mujeres embarazadas y lactando.
  • Se debe tener disponibilidad de servicios de urgencia en caso de reacciones alérgicas no esperadas.
  • Aunque se considera que la apiterapia puede usarse para tratar gran variedad de padecimientos y enfermedades. Su eficacia no está totalmente demostrada por estudios rigurosos.
  • Nunca debe abandonar los tratamientos convencionales por prácticas alternativas, puede poner en riesgo su salud.

Reacciones adversas del veneno de abejas

Aquellos pacientes que se someten a este tratamiento pueden sufrir picazón, inflamación y dolor, especialmente cuando se inocula el veneno de las abejas cerca de las articulaciones. Las reacciones locales se alivian con hielo y cremas con el propio veneno de abejas.

También debe advertírsele que entre la segunda y la sexta semana de tratamiento puede producirse algo conocido como “crisis del alivio”, pues el organismo deja de reaccionar ante el veneno. En este período aparecen síntomas como dolores intensos, manchas en la cara y estornudos. Pasado este estadio, los síntomas negativos disminuyen.

De forma general, la apiterapia se considera un procedimiento con pocos efectos adversos.

Como conclusión…

Insistimos en afirmar que después de años de investigación no hay pruebas suficientes que fundamenten su uso en las dolencias previamente mencionadas. Los resultados más prometedores parecen vincularse a sus efectos analgésicos.

El slogan “Es mejor un día de dolor que una vida de sufrimiento”, describe la esencia de la apiterapia. La apiterapia es una alternativa, basada en la medicina natural. Es una posibilidad que puedes emplear siempre y cuando te asesores y acudas a una persona capacitada y entrenada. Tiene pocos riesgos si es bien aplicada y podría tener algunos beneficios mientras que las investigaciones sobre el veneno de abejas continúan.

Conoce más sobre: LOS BENEFICIOS DE LA JALEA REAL… Y SUS CONTRAINDICACIONES


Advertisements