¿Qué hacer para evitar la aparición de acidez de estómago?


De seguro en algún momento has sentido acidez de estómago, gástrica o pirosis llamada en inglés como “heartburn”, pero realmente es un dolor que se refleja en el corazón pero se origina en la parte superior del estómago y el segmento final del  esófago.

Te interesará leer: Gastritis un enemigo en potencia

Es una sensación de ardor que se localiza detrás del esternón, en la región conocida como boca del estómago, pero puede irradiarse hacia la garganta y el cuello.

La acidez de estómago es una sensación que se origina en la parte superior del estómago y el segmento final del esófago
La acidez de estómago es una sensación de ardor que se localiza detrás del esternón, en la región conocida como boca del estómago

¿Por qué se presenta la acidez de estómago?

Ocasionalmente se puede presentar el acidez de estómago asociado a diferentes factores, pero es muy probable que sea producto de una alteración denominada enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE).

La acidez de estómago se puede producir por una alteración en el funcionamiento del esfínter esofágico inferior
Es muy probable que tu acidez de estómago este ocasionada por el reflujo gastroesofágico

Esta afección se produce por una alteración en el funcionamiento del esfínter esofágico inferior. Cuando se consumen los alimentos dicho esfínter se cierra y evita que los ácidos gástricos pasen al segmento distal del esófago, pero cuando  esto no se produce el contenido estomacal pasa al esófago y puede irritar este órgano, causando malestar y otros síntomas. En ocasiones se vincula con hernia hiatal.

Los mecanismos relacionados con la acidez de estómago pueden estar asociados con:

  • Disminución del tono del esfínter.
  • Demora en el vaciado del estómago.
  • Alteraciones de la movilidad
  • Incremento de la secreción de ácido
  • Por un aumento de la presión sobre la zona estomacal

El embarazo, el consumo de determinados medicamentos y algunos factores relacionados con hábitos alimentarios y de vida influyen en la presentación de acidez gástrica o ardor en el estómago. En ocasiones este malestar gástrico puede ser confundido con la dispepsia.

¿Qué hacer para evitar la aparición de acidez de estómago?

Hay numerosas alternativas para evitar las molestias que pueden ocasionar la acidez de estómago y del reflujo gastroesofágico. Entre ellas tienen comprobada eficiencia las siguientes:

Evitar  los alimentos y bebidas irritantes

Entre los alimentos que se asocian a un aumento de la acidez de estómago y que por tanto debes evitar se encuentran: chocolate, cafeína, exceso de grasas, jugos de frutas cítricas, bebidas gaseosos, ajo, cebolla, menta, yerbabuena,  condimentación excesiva, tomates y sus salsas y productos lácteos ricos en grasas.

Cambios en los hábitos alimentarios

No debes comer comidas copiosas, deben de ser pequeñas y fraccionadas. Debe efectuar su última comida 3 a 4 horas antes de irse a dormir y así evitar la presión de la distensión del estomago sobre su esfínter esofágico.

Dormir con la cabeza más alta que el resto del cuerpo ayuda a que se sientan menos las consecuencias del reflujo gastroesofágico y por ende de las desagradables molestias de la acidez. Es preferible que logres levantar las patas posteriores de la cama unos 15 centímetros en lugar de hacerlo con las almohadas.

Modificar el estilo de vida

Si tiene sobrepeso u obesidad, es recomendable que se acerque a su peso ideal. Evite el alcoholismo y el hábito de fumar.

Si te acercas a tu peso ideal puedes mejorar la presentación de acidez de estómago
Si tiene sobrepeso u obesidad, es recomendable que se acerque a su peso ideal para disminuir la acidez de estómago

La práctica del yoga, la meditación o el tai chí pueden contribuir a reducir el estrés y así disminuir su efecto sobre la acidez gástrica.

Otras recomendaciones para evitar la acidez de estómago

Las actividades que provocan un efecto de comprensión sobre el abdomen como hacer ejercicios después de comer, agacharse y presionar el abdomen, así como el uso de cinturones apretados pueden favorecer la acidez de estómago, por lo tanto debe evitarlos.

Medicamentos para reducir la acidez

Si su acidez no se mejora con las medidas previamente mencionadas puede sentir alivio de inmediato si consume alguno de los múltiples medicamentos de uso sin prescripción como los antiácidos.

Los medicamentos antiácidos alivian los síntomas de la acidez de estómago
Si su acidez de estómago no mejora con los medicamentos antiácidos que consumes debes acudir a tu médico para que investigue sus posibles causas

Otros productos pueden reducir la producción de ácidos en el estómago mediante un efecto antagonista de los receptores de histamina o  los inhibidores de la bomba de protones que logra detener la producción de ácidos. Sobre este tema hablaremos en un próximo post.

Evolución de la acidez gástrica

La mayoría de las personas evolucionan muy favorablemente y pueden controlar sus síntomas pero de mantenerse y no tratarse adecuadamente puede conducir a complicaciones que repercutirán en su bienestar. Entre ellas podrían estar:

  • Esófago de Barret: la erosión continuada del esófago puede producir lesiones que aumentan el riesgo de cáncer en esta zona del organismo.
  • En los asmáticos puede conducir a una mayor severidad en las crisis de esta enfermedad.
  • Tos y ronquera crónica.
  • Estrechamiento o úlcera esofágica.
  • Problemas en los dientes.

¿Cuándo debes acudir al médico por acidez de estómago?

En la gran mayoría de las ocasiones las causas de la acidez de estómago,  se pueden resolver con las medidas caseras previamente mencionadas, pero hay ocasiones en que puede ser manifestación de otros problemas asociados. Pero hay una serie de síntomas acompañantes que pueden alertar que ella sea expresión de otros problemas más graves. Debe acudir al médico si:

  • No desaparece la acidez de estómago y te afecta frecuentemente a pesar de estar aplicando los cuidados anteriormente referidos.
  • Presentas dificultad para tragar o sientes el paso del alimento a través de tu esófago.
  • Pérdida de peso sin proponértelo.
  • Tos pertinaz o sonidos agudos.
  • No experimentas mejorías con antiácidos u otros tratamientos.
  • Presentar vómitos con sangre o color borra de café molido.
  • Heces fecales de color marrón o negro.
  • Dolor irradiado al pecho y opresivo puede ser que estés padeciendo de un infarto cardíaco.
  • Embarazo, menores de 16 o mayores de 50 años.
  • Los síntomas son muy intensos o se presentan más de dos veces por semana o durante un mes consecutivo.
  • Ante la sospecha de asociación con el consumo de medicamentos debe consultar el cambio antes de hacerlo por ti mismo.

La acidez de estómago y las dispepsias están entre los problemas gastroenterológicos más frecuentes, pero siempre debes tener presente que cuando se asocian a otros síntomas pueden ser signos de alarma de algo más serio.

Conoce más sobre: La obesidad y el reflujo gastroesofágico


Advertisements