Tos con flemas: causas y remedios caseros


La tos con flemas es aquella que va acompañada de expectoración, es decir la que se produce para mantener libres las vías respiratorias al expulsar de ellas toda la mucosidad posible.

También te interesará leer: Remedios caseros para la tos seca

Aunque la tos con flemas es muy molesta no debemos intentar cortarla, ya que es la forma del cuerpo para limpiarse y que podamos respirar mejor, siendo solo una consecuencia de lo que nos ocurre y no el problema en sí. En su lugar lo que sí podemos hacer es averiguar el origen de esa tos con flemas y de este modo cortarla desde la raíz. De cualquier modo será importante mantenernos hidratados y beber al menos dos litros de agua al día, para facilitar su expulsión.

Tos con flemas
La tos con flemas es una consecuencia, que no una causa, de que algo no va bien

Causas de la tos con flemas

Lo más habitual cuando tenemos tos con flemas es que sea causada por algún tipo de infección en las vías respiratorias, que puede ser provocada por virus o por bacterias. A continuación te ofrecemos las causas más comunes y cómo remediarlas.

Causa de la tos con flemas: Resfriado y gripe

Quizás sean la causas más comes de esta tos que tanto nos desagrada. Podemos pillar un buen resfriado o gripe si tenemos las defensas bajas y estamos en contacto con alguien que la padezca o simplemente por los cambios bruscos de temperatura, pudiendo provocar incluso mareos y fiebre repentina.

Tos con flemas por resfriado
Si la tos con flemas te la causa el resfriado con unos sencillos gestos notarás una gran mejoría

Si ésto es lo que te ha provocado la tos con flemas lo mejor que puedes hacer es beber mucho líquido, permanecer abrigado y tomar alimentos ricos en vitamina C. El té de jengibre también puede ayudarte con el proceso gripal, ya que entre sus beneficios calma la garganta y asienta el estómago además de mantenernos hidratados, y así eliminar la tos. Si los síntomas persisten o se agravan consulta con tu médico.

Causa de la tos con flemas: Sinusitis

La sinusitis puede confundirse con el resfriado común al tener síntomas muy parecidos: mucosidad, dolor de cabeza, tos…. Pero la sinusitis además provoca inflamación de los senos, cavidades óseas que se encuentran en la cara y están llenas de aire, y esas cavidades vacías se llenan de mocos; y puede ser provocada tanto por una alergia como por un resfriado persistente.

Además de con medicina tradicional se pueden paliar sus efectos con productos homeopáticos, aromaterapia y remedios que encontrarás en herbolarios que ayudarán a reducir la inflamación.

Causa de la tos con flemas: Alergia

Las alergias que afectan al tracto respiratorio también pueden causar tos y expectoración. Suelen aparecer de repente cuando entramos en contacto con aquello que nos causa la alergia, ya sea el polen de alguna flor o el contacto con un animal. Pero también desaparece al alejarnos de la fuente, por lo que los síntomas también desaparecerán.

Para saber a qué le puedes tener alergia con exactitud lo mejor es realizarse las pruebas médicas.

Alergia y tos con flemas
La alergia que afecta a las vías respiratorias puede ser una de las causas de la tos con flemas

Causa de la tos con flemas: Neumonía y Bronquitis

Cuando hablamos de neumonía y bronquitis estamos haciendo referencia a enfermedades serias que si no se tratan a tiempo pueden dar muchos problemas. La neumonía es una inflamación de los pulmones provocada generalmente por un virus; la bronquitis en cambio es una inflamación de los bronquios causada tras un episodio de resfriado o gripe grave. Uno de los síntomas más característicos de ambas enfermedades son los “pitidos” que se escuchan al respirar, si los escuchamos debemos acudir al médico para descartarlas o tratarlas.

Te interesará leer: 5 jarabes para la tos con productos naturales