Entérate cómo proteger tus ojos contra enfermedades


El sentido de la vista en el ser humano, es la principal herramienta para defendernos ante el mundo. Actualmente, el uso prolongado de ordenadores, dispositivos electrónicos, entre otros, hace que estemos constantemente expuestos a las radiaciones que emiten las pantallas.  Aunado a esto, este delicado órgano puede verse afectado por los virus y bacterias que rondan en el ambiente. Por esta razón, hoy te contamos cómo proteger tus ojos contra enfermedades.

Ubicación y constitución de los ojos

Para comprender nuestra capacidad visual, es importante saber cómo están constituidos. Además de su ubicación, que por cierto es muy clara para todos. El ojo humano, es la mejor cámara que pueda existir. A través de ellos, podemos percibir la luz y todo lo que sucede a nuestro alrededor. Su función, consiste en convertir los destellos de señales eléctricas y enviarlos al cerebro. Para que este por medio de las neuronas, nos dibuje las figuras y colores que todos muy bien conocemos.

Contitucion del ojo humano
Partes que conforman el ojo humano

Además, está compuesto por una masa blanda y mucosa que mide alrededor de 2.5 centímetros de radio. El iris, es la principal herramienta que cuando cierra y abre permite el paso de la luz para que podamos dibujar los paisajes en nuestro cerebro.A su vez, está envuelta por una placa casi metálica llamada cornea, la cual nos permite un enfoque perfecto hacia donde estemos mirando. Por otro lado, la pupila, es la cámara o bóveda que almacena la luz y la dirige hasta el nervio óptico que envía las señales al cerebro.

El ojo humano, funciona en muchas especies animales de la misma forma. En algunos casos, los ojos tienen mayor percepción y más alcance para ver las cosas. Es decir, pueden ser más sensibles para percibir los destellos de luz a una distancia impresionante. También, son capaces de percibir movimientos lentamente, lo que ayuda a algunas aves y tiburones a capturar su presa.

Otro de los elementos que protege al ojo humano son las pestañas, las cuales nos protegen de polvo e impurezas que puedan dañarlos. También, alivian y drenan el agua que recorre el cuerpo, por ejemplo, cuando lavamos nuestra cara.

Alimentos para mantener sanos nuestros ojos

Proteger tus ojos, implica hacerse de ciertas vitaminas y minerales para mantenerlos saludables. Estos los podemos encontrar en distintos alimentos tales como:

  • Los cereales altos en vitamina B: entre ellos están, la levadura de cerveza y el trigo. Estos nos benefician en gran manera para contrarrestar la perdida de la visión con el pasar de los años. La ausencia de esta vitamina, retrasa que el ojo envíe información al nervio óptico, situado en la parte trasera del ojo humano.
Alimentos para la salud visual
Muchos alimentos nos proporcionan vitaminas y nutrientes importantes para nuestros ojos
  • Los cítricos como el limón, la naranja y la frambuesa: contienen altas cantidades de vitamina C. Elemento que promueve la producción del colágeno, para los músculos de nuestros ojos. También colabora en la absorción de la vitamina B y otros nutrientes, para la correcta función de otros órganos vitales.
  • Las zanahorias: consideradas el alimento más famoso para fortalecer el ojo humano. Estas nos aportan buenas cantidades de vitamina A. También, es la encargada de aumentar nuestra percepción visual durante la noche, que es cuando hay menos luz.
  • Los lácteos como la leche y el queso: fortalecen los ojos, específicamente los músculos como el nervio óptico.
  • Los frutos secos: en líneas generales, el maní y las almendras son los mejores alimentos para fortalecer todo el glóbulo ocular.
  • Los higos: son frutos con alto contenido de Zinc. Este mineral, protege nuestros ojos frente a los cambios climáticos y condiciones de luz con alta potencia ultra violeta.

Enfermedades comunes que afectan la vista

Aunque no lo creas, existen ciertas enfermedades que afectan los ojos producto de la contaminación ambiental, etc. Asimismo, la exposición prolongada a la luz de ordenadores también puede hacer estragos. A continuación, algunas de las más comunes:

  • Fatiga visual

Cualquier persona que lea durante horas, trabaje en un ordenador, o conduzca distancias largas sabe sobre este tema. Sucede cuando usas demasiado tus ojos, se cansan y necesitan descansar, como cualquier otra parte de tu cuerpo.

Si los sientes tensos, es hora de un descanso. Si todavía están cansados después de unos días, consulta con tu oftalmólogo para asegurarte de que no sea otro problema.

  • Enrojecimiento

A nivel estético, unos ojos que parecieran estar inyectados de sangre lucen terribles. Esto ocurre, cuando la superficie está cubierta de vasos sanguíneos que se expanden si tus ojos están irritados o infectados. Generalmente, es causado por la falta de sueño, o alergias. Los ojos rojos, también podrían ser un síntoma de otra condición ocular, como conjuntivitis alérgica o infecciosa. Incluso, daño solar por no usar lentes a lo largo de los años. Si el colirio no los aclara, consulta a tu médico.

proteger tus ojos
Los ojos se enrojecen a causa de infecciones
  • Ceguera nocturna

¿Te es difícil ver por la noche, especialmente cuando conduces? ¿Te es difícil encontrar el camino en lugares oscuros, como los cines? Ese problema, se denomina ceguera nocturna. Es un síntoma, no un problema en sí mismo. La miopía, las cataratas, el queratocono y la falta de vitamina A causan este problema, que los médicos pueden corregir.

Sin embargo, algunas personas nacen ya con este padecimiento o pueden desarrollarlo a partir de una enfermedad degenerativa que afecta a la retina, y que por lo general no puede ser tratada. Si lo tienes, debes ser muy cuidadoso en áreas de poca luz.

Remedios caseros para proteger tus ojos

Debido a la alta exigencia diaria a nuestros ojos, debemos estar atentos ante cualquier cambio o molestia que podamos sentir. Sin embargo, no debemos olvida este importante órgano. Que al igual que el resto, nos provee de importantes beneficios. Por este motivo, te daremos algunos tips para proteger tus ojos y mantenerlos limpios. ¿Lo mejor? Puedes hacerlo desde la comodidad de tu propio hogar.

  • Los pañitos de agua fría antes de ir a la cama relajan nuestra vista, haciendo que se humedezcan y expulsen cualquier suciedad. Esto puede proteger tus ojos de polvo.
  • Los baños oculares de manzanilla son muy buenos para personas que trabajan frente a dispositivos móviles como: cámaras de seguridad, ordenadores y televisores, los cuales causan cansancio visual. Puedes aplicarte gotas con un algodón, de esa forma aumentaras la mucosa ocular.

Otros artículos de interés: Manzanilla para las hemorroides, ¿cómo prevenirlas y aliviarlas?

  • El lavado con colirio natural, es el mejor aliado para cuando tus ojos se tornan de color rojo. Esto es debido a sucio y posible cansancio visual.

Como recomendación final, si trabajas en lugares peligrosos como fábricas de hierro, minería y otros, proteger tus ojos con los elementos necesarios para evitar lesiones es esencial. Duerme durante al menos 8 horas, para que tu vista descanse adecuadamente y te ofrezca una mejor visión cada día. Asimismo, elimina de tu vida los vicios como el alcohol y el tabaco que disminuyen tu capacidad para percibir objetos y colores.