Operación túnel carpiano, ¡primero la prevención antes que la cirugía!


La operación túnel carpiano es una elección de los médicos para el tratamiento del síndrome del túnel carpiano pero… ¡sólo en casos graves! En la actualidad, debido al trabajo con ordenadores el síndrome del túnel carpiano es una de las enfermedades más frecuentes. De hecho es considerado una enfermedad profesional. Además, las mujeres tenemos tres veces más probabilidades de padecerlo que los varones. Antes de llegar a la operación… ¡aprende cómo prevenirlo!

Esto te interesará: Lesiones en las manos

El síndrome del túnel carpiano es producto de una compresión del nervio mediano
El síndrome del túnel carpiano se produce como consecuencia de la estrechez del túnel carpiano

Qué es el síndrome del túnel carpiano

Para comenzar, repasemos nuestros conocimientos de anatomía. El túnel carpiano es un canal ubicado entre ocho huesos de la muñeca llamados carpos, sujetos por un ligamento (ligamento carpiano transverso).

Por el túnel carpiano pasan los tendones flexores de los dedos y nervios de la mano como el nervio mediano. Este nervio es responsable de las funciones sensoriales y motrices de la mano: controla las sensaciones de la parte anterior de los dedos de la mano y controla también las funciones del dedo pulgar.

El síndrome del túnel carpiano es un conjunto de síntomas que se producen cuando se inflaman los nervios y tendones que pasan por el túnel carpiano, en especial el nervio mediano. Otras causas pueden ser enfermedades como la artritis reumatoide, diabetes o problemas en la tiroides.

Los síntomas son dolor, hormigueo, adormecimiento o debilidad en los dedos y en la muñeca. ¿Es tu caso y además eres mujer y tienes entre 35 y 60 años? Entonces te interesará saber que formas parte del 10% de la población española que padece síndrome del túnel carpiano.

La causa de la prevalencia de mujeres en el padecimiento de esta enfermedad no se debe tanto a razones biológicas como a que las mujeres ocupan más puestos laborales de tareas repetitivas que los varones.

Los síntomas comienzan gradualmente y pueden afectar las dos manos a la vez en la mitad de los casos.

La Organización Internacional del Trabajo ha incluido el síndrome del túnel carpiano en la lista de enfermedades profesionales. Desde este punto de vista no se considera una enfermedad grave, pero sí importante por su frecuencia y por la forma en que disminuye la calidad de vida de la persona que la padece.  La causa principal del síndrome del túnel carpiano laboral es ergonómica, es decir, equipamiento, mobiliario o posiciones de trabajo inadecuadas.

Características del síndrome del túnel carpiano

Profundicemos los síntomas vistos brevemente en el párrafo anterior. El síndrome del túnel carpiano se caracteriza por:

  • Dolor localizado en la cara posterior de la muñeca.
  • Sensaciones nocturnas de hormigueo y adormecimiento de las manos.
  • Calambres en las manos.
  • Sensación de hinchazón en la mano.
  • Sensación de no poder utilizar o mover los dedos.
  • Alivio de los síntomas al elevar el brazo o agitar las manos.
  • Dolor repetitivo durante la noche con alteraciones del sueño.
  • Persistencia del dolor y hormigueo durante el día, especialmente en los dedos pulgar, índice y anular.
  • Alteraciones del tacto en la punta de los dedos.
  • Dificultad para realizar movimientos finos como abotonar una camisa,coser, atarse los cordones o asir objetos pequeños.
  • Irradiación del dolor que puede llegar hasta el hombro.
  • Trastornos del movimiento.
  • Disminución de la fuerza.
  • Los casos graves pueden provocar atrofia de los músculos, pérdida de fuerza y masa muscular de la mano y el Fenómeno de Raynaud, que es el bloqueo del flujo sanguíneo hacia los dedos.
El dolor en las manos
El dolor en las manos es uno de los sintomas del sindrome del tunel carpiano

Diagnóstico, tratamientos no quirúrgicos y operación túnel carpiano

La operación túnel carpiano es la última opción de los médicos para el tratamiento del síndrome del túnel carpiano. En realidad, se recomiendan los tratamientos no quirúrgicos como reposo, antiinflamatorios o entablillamiento de la muñeca.

Frente a los síntomas, el síndrome del túnel carpiano se detecta mediante un examen físico y estudios específicos de los nervios.

Veamos los tratamientos no quirúrgicos:

  • Entablillado de la muñeca: se coloca una férula o tablilla que mantenga la muñeca en posición de reposo para facilitar la desinflamación de los nervios y tendones. Puede usarse todo el día o solamente durante la noche. Este tratamiento ayuda a reducir el dolor, pero es más efectivo si se aplica dentro de los tres meses de diagnosticado el síndrome.
  • Reposo: a veces el problema desaparece solamente con reposo, pero luego se deben tomar medidas de prevención para evitar que reaparezca.
  • Antiinflamatorios: Son medicamentos para controlar el dolor y reducir la inflamación como cortisona o corticoesteroides. Los medicamentos alivian los síntomas pero deben ser tomados bajo prescripción y control médico ya que si el síndrome se debe a otras enfermedades, como diabetes, estos medicamentos pueden causar mayores problemas.
  • Fisioterapia: ejercicios para reducir la inflamación y fortalecer los músculos de la muñeca y la mano. También son útiles las terapias alternativas como masajes, yoga o acupuntura.

Antes de iniciar cualquiera de estos tratamientos… ¡consulta con tu médico!

En qué consiste la operación túnel carpiano

La cirugía consiste en la reparación del túnel carpiano.

Se realiza con anestesia local y medicamentos para facilitar la relajación.  La anestesia general puede utilizarse según la gravedad de la situación.

Se realiza una incisión en la parte interna de la muñeca para abrir más espacio a los nervios y tendones y aliviar la presión. También puede retirarse tejido alrededor del nervio. Luego se sutura.

Esta cirugía es una de las más comunes y se realiza cuando otros tratamientos no han dado resultado por lo menos durante seis meses.

Se llama también cirugía de liberación abierta. Si luego de la cirugía persisten los síntomas puede ser que el nervio esté dañado, por lo que se agrega un entablillamiento de la muñeca para reducir el movimiento.

Otra forma de realizar la operación túnel carpiano es mediante la cirugía endoscópica. El cirujano introduce una pequeña cámara dentro de la muñeca a través de la incisión y observa el estado de la muñeca en su monitor.

La recuperación completa lleva aproximadamente un mes.

Prevención del síndrome del túnel carpiano

Las investigaciones más recientes proporcionan estrategias para prevenir la enfermedad y no tener que llegar a la operación túnel carpiano:

  • Prevención en el lugar de trabajo: asegurarse de que el puesto de trabajo cumple con las condiciones ergonómicas adecuadas. En el trabajo con ordenadores, el teclado debe estar a una altura que permita que las muñecas estén alineadas con los antebrazos y el codo doblado en un ángulo de 90°. Además los codos deben permanecer cerca o pegados a los costados del cuerpo. El escritorio o mesa de trabajo debe tener una altura de 68,5cm a 73,6cm desde el suelo, para la mayoría de las personas.  Otra medida de prevención es tomar descansos de 10 a 15 minutos por cada hora de trabajo.
  • Realizar ejercicios de relajación y flexión de las muñecas:  pueden ser muy útiles para prevenir el problema.
  • Evitar el enfriamiento de los músculos: utiliza guantes sin dedos para mantener el calor.
Cuidados ante el dolor de muñeca
Los cuidados en el trabajo para el dolor de muñeca

Aprende más sobre: Dolor en las articulaciones