El embarazo ectópico, es una emergencia médica


¿Has oído hablar del embarazo ectópico o extrauterino? Aunque este tipo de embarazo tiene una baja incidencia, menos del 2%, cuando se presenta es muy alarmante, porque puede repercutir muy negativamente en la vida reproductiva de la mujer y sus complicaciones pueden llegar a ser mortales si no son atendidas a tiempo.

Una vez que se ha producido la fecundación, el concepto recorre la trompa de Falopio en la que se ha producido la concepción hasta llegar a la parte posterior del útero para la implantación del blastocito. Es este el lugar donde normalmente se desarrolla el embarazo hasta que se produce el parto.

Pero en ocasiones este proceso normal no ocurre y el óvulo fertilizado comienza a desarrollarse en el interior de una de las trompas de Falopio y como las mismas no tienen capacidad para albergar el desarrollo embrionario provoca molestos síntomas que pueden llegar hasta la ruptura de la trompa y la pérdida del embrión.

Comparación entre el proceso de implantación del embrión en un embarazo normal con relación a uno ectópico
Comparación entre el proceso de implantación del embrión en un embarazo normal con relación a uno ectópico

En el 98% de las ocasiones es en las trompas de Falopio donde se lleva a cabo el embarazo ectópico, pero también puede localizarse en los ovarios, en el cuello uterino o en el propio abdomen

Esto puede deberse a obstrucción parcial o total de la trompa donde se ha producido la fertilización del óvulo, a una anomalía congénita, a endometriosis y a otras numerosas causas.

¿Cómo sospechar que eres propensa a tener un embarazo ectópico?

Hay una serie de factores que se asocian a la presencia de un embarazo ectópico, si tienes estos antecedentes debes estar atenta para que el diagnóstico se pueda hacer lo más temprano posible.

En el 50% de los casos no se manifiestan síntomas, pero hay algunos factores de riesgo que te alertan de la posible presencia de un embarazo ectópico, entre ellas se encuentran:

  • Ausencia de menstruación
  • Tener entre 35 y 45 años
  • Trompas ligadas o recanalización de las trompas
  • Mujeres que usen dispositivos intrauterinos
  • Padecer de endometriosis
  • Padecer de inflamaciones pélvicas
  • Tener defectos congénitos en las trompas de Falopio
  • Haber tenido un embarazo ectópico previamente
  • Hábito de fumar

Cuando el embarazo no se desarrolla normalmente entre la semana 6 y 10 de gravidez se comienza a sospechar de embarazo ectópico.

¿Cuáles son los síntomas de un embarazo ectópico?

Los síntomas del embarazo ectópico, son muy variables, casi la mitad de las mujeres no presentan sintomatología, en otros casos se manifiesta de una forma muy intensa. Al inicio se pueden acompañar de los síntomas propios de un embarazo como náuseas, fatiga, somnolencia, repugnancia y cansancio.

Pero hay tres síntomas que se consideran los más típicos de un embarazo ectópico, ellos son dolor agudo y punzante en uno de los lados del abdomen, falta de menstruación y sangramiento vaginal diferente al de una menstruación normal. Por lo general estas pérdidas vaginales pueden ser de color pardo o como ligeras hemorragias.

En ocasiones debuta con un cuadro muy grave, con pérdida del conocimiento, por la hemorragia interna que se puede producir, estos casos requieren una atención muy urgente para poder salvar la vida de la mujer.

Por lo general los síntomas del embarazo ectópico se presentan en el primer trimestre la gestación, ya que es casi imposible que el embrión se pueda desarrollar. En ocasiones los síntomas pueden manifestarse desde las etapas iniciales del embarazo.

Los métodos diagnósticos confirman el embarazo ectópico

Si sospechas o tienes duda sobre la localización del embrión el ultrasonido en la etapa inicial te permitirá saber con exactitud si el embrión está en el interior del útero.

Los niveles elevados de hormona Gonadotropina Coriónica humana sin la presencia de embrión en el interior del útero son indicativos de un posible embarazo ectópico.

En otras ocasiones es necesario acudir a la Laparoscopia, para ello se introduce un tubo con una pequeña camarita en el abdomen y así se puede visualizar el interior.

Conducta a seguir…

Dependiendo de la localización, el grado de desarrollo del embrión y las áreas afectadas se procederá con diferentes alternativas, algunas medicamentosas y otras quirúrgicas. Pero siempre recuerda que el embarazo ectópico es una emergencia médica y debe ser atendido de inmediato en una institución hospitalaria. ¡No te descuides tu vida puede estar en riesgo!