Conoce los mejores remedios caseros para la ronquera


Existen remedios caseros para la ronquera de todo tipo. Hay algunos más laboriosos que otros, pero lo importante es encontrar los que resulten prácticos de hacer y tengan beneficios a largo plazo.

Tratar la ronquera es muy fácil si sabemos lo que es. El término apropiado está entre afonía y disfonía. Cuando existe una pérdida total de la voz ocurre el primer caso, mientras que la disfonía se refiere a las alteraciones parciales del tono vocal.

La ronquera es causada por un problema: la inflamación de la laringe y faringe. Mismas que son afectadas por bacterias o virus, las cuales van desde una gripe hasta amigdalitis.

remedios caseros para la ronquera
Elimina la sensación molesta que te deja la ronquera.

Cuántos remedios caseros hay para la ronquera

Infinidad. La variedad de remedios caseros para la ronquera es sumamente extensa. Afortunadamente, existen algunos más simples que otros. La clave está en reconocer los que tienen propiedades eficientes de acuerdo al tipo de ronquera y la razón que le genera.

Acá vamos a conocer varios remedios caseros para la ronquera alrededor de esos puntos clave. Solo hará falta tomar lápiz y papel porque puede que ya tengas los ingredientes en tu casa.

Remedios con vegetales

Además de que el calabacín tiene increíbles propiedades nutricionales, también se apunta como un vegetal medicinal que alivia la inflamación de la garganta y, por consiguiente, el cuadro de ronquera.

Esto se debe a que el calabacín es rico en mucílagos. Son compuestos que favorecen la remoción de las mucosas que generan el cuadro inflamatorio en la laringe. Otro vegetal ideal contra la ronquera es la borraja.

Si queremos una tercera opción podemos tomar entonces 2 puerros grandes y ponerlos a hervir troceados en 1 litro de agua por 20 minutos. Procedemos a colar y tomar la bebida varias veces al día.

De cebolla y miel

La cebolla nos hace llorar a todos pero en esta oportunidad podemos aprovechar sus increíbles propiedades expectorantes. En ese caso vamos a picarla en pequeños cuadros y luego la mezclamos con 2 cucharaditas de miel.

Podemos colar la mezcla para hacerla más digerible. Las tomas se hacen 3 cucharaditas diarias. Además de que la cebolla calmará la inflamación, la miel colaborará con el sabor y con sus propiedades antibacterianas.

Ácidos para la garganta

Las frutas ácidas como el limón o la piña son otros aliados del bienestar de la garganta. Si bien deben consumirse de forma equilibrada, nos ofrecen 2 alternativas en beneficio de nuestra salud.

Tomamos 250 ml de agua y ponemos a hervir. Que repose y mezclamos en 1 vaso con el jugo de 1 limón. Es un remedio que funciona excelente para hacer gárgaras. Podemos repetir 2 veces al día y ver cómo disminuye la inflamación.

Si queremos potenciar el poder del limón contra la afonía, podemos mezclar el jugo de 1 unidad en medio vaso de agua y agregar ½ cucharadita de bicarbonato de sodio.

Otra opción muy deliciosa es comer piña. Tomamos 1 piña y la cortamos en rodajas o también podemos hacer un jugo. Ambas maneras nos ayudarán a recuperarnos de la afonía al revitalizar los tejidos de las cuerdas vocales.

¿Gárgaras o baños de vapor para la ronquera?

Para tratar la ronquera en casa lo más recomendable es realizar gárgaras. Sin embargo, también existen alternativas como hacer baños de vapor y mejorar el estado de las cuerdas vocales.

Llenamos el lavabo con agua caliente y nos inclinamos sobre él a una distancia segura, pero cubriéndonos con una toalla. Esto favorecerá que todo el vapor se concentre alrededor de nuestro rostro e ingrese por la nariz.

Sin embargo, si usamos los métodos clásicos para aliviar la ronquera, entonces, podemos hacer gárgaras con sal y agua. Vertemos 1 cucharada en 1 taza y podemos hacer gárgaras en repetidas ocasiones durante el día.

Cebolla y leche o zanahorias para la garganta

Uno de los remedios caseros para la ronquera más tradicionales es la cebolla con leche. Solo debemos tomar el bulbo de la cebolla y ponerlo a hervir con 1 taza de leche durante 10 minutos. Con él pueden hacerse gárgaras diarias.

Pero las zanahorias también se apuntan como método eficaz contra la afonía y la disfonía. Hervimos unas cuantas zanahorias. Luego de ese tiempo colamos, las cortamos y exprimimos todo el jugo.

Para mejorar el sabor podemos agregar 1 cucharadita de miel. Se debe tomar a diario hasta habernos recuperado por completo. Es un método eficaz tanto con la pérdida parcial como total de la voz.

Infusiones para la ronquera

El llantén, el tomillo, el romero y la concha de la mandarina son ingredientes principales de 4 poderosas infusiones contra la ronquera. Con el llantén solo debemos agregar 1 cucharadita a 1 taza de agua caliente. Luego de reposado se proceden a hacer gárgaras.

El mismo proceso ocurre con el tomillo. Que repose durante 10 minuto y colamos para agregar el jugo de ½ limón junto con 1 cucharada de miel. El romero actúa por sí solo para descongestionar la laringe. Es ideal para hacer gárgaras diarias.

Por último, pero no menos importante, está la concha de la mandarina. Lavamos y pelamos la fruta para proceder a colocar la piel en agua caliente. Dejamos reposar y realizamos varias tomas por día.

algunos remedios caseros para la ronquera
Té de hierbas para aliviar la ronquera.

Snacks para la ronquera

Sí, además de hacer preparados caseros e infusiones también es posible contar con snacks que alivien la ronquera de forma eficaz. Solo debemos tomar 1 plátano y bañarlo con panela o piloncillo rallado.

Se debe consumir a diario para mejorar el estado de la garganta. Además de que resulta una fuente natural de energía. Este snack cuenta con propiedades antiinflamatorias a nivel de la faringe.

Una receta más contra la ronquera forma parte de una ensalada. Podemos lavar hojas de col crudas y luego agregarles jugo de limón, aceite de oliva y 1 pizca de sal. Es un platillo que puede consumirse 3 veces al día para aliviar la ronquera total.

Eucalipto 

Otro de los remedios caseros para la ronquera es el usar las hojas de eucalipto. Además de que su aroma resulta depurativo, el eucalipto también cuenta con diversas propiedades medicinales que lo hacen necesario en el hogar.

Para realizar una infusión de eucalipto que logre aliviar la ronquera solo debemos hervir 1 taza de agua, retirar del fuego y agregar 1 cucharada de la planta. Tapamos para que repose. Luego, colamos y hacemos gargarismos hasta recuperarnos por completo.

Remedios alternativos 

¿Habías escuchado del poder de la cebada o del vinagre de manzana contra la ronquera? Pues estos dos son remedios caseros para la ronquera tan eficientes como el eucalipto o la cebolla con leche.

Para la cebada solo debemos hervir ½ litro de agua y agregar 1 cucharada de cereal. Es necesario que repose por 15 minutos y procedemos a colar. Podemos endulzar con 1 cucharada de miel. Resulta un método de gárgaras eficaz.

En el caso del vinagre de manzana, se mezclan 2 cucharadas de vinagre previamente calentadas a 50 grados en 1 vaso de agua tibia. Tomamos un sorbo grande y empezamos hacer gárgaras.

Luego de escupir la primera toma, repetimos el procedimiento de coger un sorbo grande pero en lugar de gárgaras, lo tomamos. Esto favorecerá que el vinagre actúe de manera integral, llegando a zonas profundas de la garganta.

Es hora de buscar ayuda por afonía o disfonía

Si bien cualquiera de los remedios anteriores promete una eficacia importante contra los cuadros de la ronquera, también es necesario entender el momento en que debemos acudir en busca de ayuda profesional.

Existen dos casos importantes en los que debemos buscar a un doctor por inflamación de la garganta o pérdida de la voz, sea total o parcial. El primero es cuando el cuadro se convierte en crónico.

Por otro lado, si quien sufre de ronquera es un niño menor de 4 años es indispensable que antes de cualquier remedio casero acudamos al pediatra. Debido a que su sistema fonador es muy angosto, hay mayor riesgo de las vías respiratorias.

varios remedios caseros para la ronquera
Esta afección provoca molestias en la garganta.

¿Cómo prevenir la ronquera?

Estando una vez recuperados por el uso de los remedios caseros para la ronquera, podemos tomar acciones preventivas. Recordemos que para ser saludables primero hay que ser responsables con nosotros mismos.

Existen diferentes maneras de poder prevenir la ronquera, tales como:

  • Mantenernos hidratados adecuadamente ingiriendo al menos 2 litros de agua al día.
  • Cuidándonos y abrigándonos.
  • Evitando vicios, como el tabaquismo o el alcoholismo.
  • No ingiriendo bebidas demasiado frías o demasiado calientes.
  • Procurando un tono de voz adecuado, no forzar las cuerdas vocales.
  • Descansando la voz antes y después de haber realizado un gran esfuerzo.
  • Haciendo ejercicio de proyección de la voz.
  • Acudiendo al médico con regularidad para el chequeo de los órganos del aparato fonador.
  • Aprendiendo a respirar adecuadamente.

A menos que se trate de un problema crónico, sí puedes tratar la ronquera en casa con estos tratamientos. Tener en cuenta que la solución está en tus manos es un primer paso para curarte.

Continúa aquí: Remedios naturales para aliviar la garganta irritada