La alergia alimentaria un posible enemigo de la salud de tu hijo


La alergia alimentaria es uno de los temas de gran debate a nivel mundial y es que ha habido un resurgimiento de las mismas, fundamentalmente en los países desarrollados. Según un informe de la EAACI (The European Academy of Allergology and Clinical Immunology ) la admisión en los hospitales de niños por reacciones alérgicas se han incrementado 7 veces con relación a la pasada década.

Te será interesante leer:  Hablemos de las alergias

Es conocido por todos, que la alimentación constituye uno de los pilares fundamentales de la vida. Es fuente de los elementos esenciales para el metabolismo, el crecimiento y el desarrollo de nuestros hijos. La alimentación balanceada es clave para un desarrollo normal de los pequeños de la familia.

Las alergias alimentarias se manifiestan de numerosas maneras
La alergia alimentaria se relaciona con la introducción de nuevos alimentos algunos de ellos, pero puede ser un mal necesario

La mayoría de los niños aceptan la introducción de los alimentos, pero se estima que entre el 4 y el 6% no toleran determinados alimentos y  desarrollan una intolerancia o alergia alimentaria a los mismos.

¿Por qué se produce la alergia alimentaria?

Las reacciones adversas a los alimentos se pueden manifestar como una  alergia alimentaria y la hipersensibilidad no alérgica también conocida como intolerancia alimentaria.

La alergia alimentaria es cuando el sistema inmune sobre reacciona ante uno de los componentes  aportados por determinados alimentos que se  ingieran, manipulen o inhalen.

Los alimentos que provocan estas reacciones alérgicas, son conocidos como alérgenos alimentarios. Las alergias alimentarias siempre incluyen la respuesta del sistema inmunitario de la persona afectada y en casos severos puede comprometer hasta su vida.

Hay más de 170 alimentos que son capaces de desencadenar una reacción alérgica.

¿Cuál es la diferencia entre la intolerancia y la alergia alimentaria?

No es lo mismo. La alergia alimentaria es una reacción del sistema inmunológico de la persona en respuesta a la ingestión de algún alimento o algo que ha inhalado o tocado. Si la reacción tiene un mecanismo inmunológico, el término adecuado es alergia a los alimentos.

Las alergias alimentarias no tiene un tratamiento preventivo
Las alergias alimentarias se pueden producir como consecuencia de la introducción de nuevos alimentos

En la intolerancia alimentaria se produce una reacción de rechazo a los alimentos pero no mediada por el sistema inmune. El nombre actual de la intolerancia a los alimentos es “hipersensibilidad no alérgica a los alimentos”.

¿Es frecuente la alergia alimentaria?

La alergia a los alimentos afecta a más de 17 millones de personas en Europa. En los Estados Unidos de América más de 15 millones  de personas tienen alergia a los alimentos y de ellos más de 6 millones son niños. De acuerdo a un estudio presentado por el CDC (Centers for Disease Control and Prevention), se considera que las alergias a los alimentos han aumentado en una 50% entre  1997 and 2011.

Otros estudios también sustentan el criterio que las alergias alimentarias han aumentado en los últimos 10 a 20 años, fundamentalmente en niños y personas jóvenes y otra de sus características es que están asociadas a reacciones más peligrosas y en particular aquellas que implican riesgos para la vida como la anafilaxia.

Actualmente 2 millones de españoles tienen alguna alergia alimentaria y la incidencia de la intolerancia a la lactosa y el gluten (celiaquía) es del 40 y el 1% respectivamente.

¿Por qué se produce la alergia a los alimentos?

En las alergias alimentarias, se produce una cantidad excesiva de IgE que pretenden contrarrestar el efecto de los alérgenos agresores contenidos en los alimentos. Se produce una liberación de histamina y otras sustancias químicas, que son las responsables de los síntomas de la reacción alérgica.

En la cascada alérgica, podemos encontrar una reacción alérgica inmediata también reconocida como “temprana” que es seguida con  posterioridad por una reacción  “tardía” que se expresa en una fase posterior, más prolongada en el tiempo.

Las causas de este comportamiento, es aún una incertidumbre no existiendo una respuesta clara. Las investigaciones son numerosas, pero aún no se han desentrañado los misterios de por qué se manifiesta de esta manera.

¿Cómo se produce la alergia alimentaria?

El mecanismo estriba en que algunas personas consideran  los alérgenos como elementos extraños o dañinos, dando lugar a la respuesta del sistema inmunológico que se produce de forma exagerada, tratando de contrarrestarlo como una forma de protección. Este tipo de reacciones alérgicas puede tener lugar en cualquier parte del cuerpo humano.

La respuesta alérgica a un antígeno de la comida puede ser considerada como una respuesta inmune de la mucosa que recubre el tracto digestivo. La magnitud de esta reacción se multiplica varias veces cuando uno la compara con la respuesta inmune de la mucosa normal.

Los factores que regulan la respuesta inmune de la mucosa no se conocen con exactitud continuándose las investigaciones sobre este tema. Es muy evidente que los sistemas involucrados son complejos y que las normas que regulan la inmunidad sistémica no se aplican en la mucosa.

No siempre se puede constatar una respuesta al primer contacto de una persona frente a un alérgeno. Sin embargo, a punto de partida de este primer contacto la persona se sensibiliza al alérgeno, determinando que las futuras exposiciones a este pueden desencadenar  una reacción alérgica, incluso a concentraciones aun menores.

¿Qué personas pueden ser susceptibles de padecer  alergias alimentarias?

Cualquier persona puede presentar una alergia alimentaria, pero en general hay determinados factores de riesgo asociados con su aparición como:

  • Si tiene padres que sufren algún tipo de enfermedad alérgica como asma, alergia a los alimentos, eczema y alergias a contaminantes ambientales.
  • Las alergias alimentarias pueden ser más frecuentes en niños que sufren dermatitis atópica o enfermedades gastrointestinales de las llamadas eosinófilicas.
  • Es más frecuente en los niños, pero puede aparecer a cualquier edad.
  • Ni el color de la piel, ni el grupo étnico de procedencia parece estar relacionado con la aparición de las alergias alimentarias.

¿A qué edad comienzan a manifestarse la alergia alimentaria?

Las manifestaciones de las reacciones alérgicas generalmente se expresan en los dos primeros años de la vida del niño, y en muchas ocasiones de forma armónica con la introducción de los disímiles alimentos que se van incorporando  en la dieta del infante.

La alergia a la leche de vaca es una de las que primero se manifiesta
Las reacciones adversas ante la alergia a los alimentos pueden ser muy variadas y de diferentes grados de intensidad

¿La incidencia de la alergia alimentaria se modifica con la edad?

Los diferentes tipos de hipersensibilidad a los alimentos modifican su incidencia en las diferentes etapas de la vida del niño, así en los menores de un año la alergia a las proteínas de la leche de vaca es la más frecuente.

Después del primer año de edad con la introducción del huevo y el pescado en la dieta comienzan a aparecer las alergias a estos dos productos.

En los niños entre 5 y 15 años la más frecuente es la alergia a los frutos secos y a los alimentos de origen vegetal.

Las alergias relacionadas con la leche y los huevos pueden desaparecer con el inicio de la vida escolar alrededor de los 5 años, pero recientes estudios desarrollados por la Escuela de Medicina de la Universidad  Johns Hopkins encontraron que esa edad ha ido en aumento. La mayoría del grupo que esta alrededor de los 16 años no presenta reacciones alérgicas a los alimentos.

Por lo general las personas que desarrollan una alergia al maní y a las nueces en su etapa infantil, son acompañadas de ellas por toda la vida. Igual comportamiento tienen las reacciones alérgicas al pescado y a los crustáceos.

¿Cuáles son los síntomas de las reacciones alérgicas a los alimentos?

Los síntomas de las reacciones alérgicas a los alimentos son muy variados en su localización y en su forma de presentación. Una misma persona puede presentar diferentes síntomas en cada uno de sus episodios.

Las reacciones pueden ser cutáneas
Las reacciones ante los alimentos pueden manifestarse en la piel en forma de rash, eccema o urticaria

La respuesta alérgica se puede evidenciar a nivel cutáneo con urticaria, rash y  prurito. Los síntomas generalmente se observan después de unos pocos minutos de comer algún alimento y nunca después de las dos horas.

En algunas ocasiones los síntomas aparecen y desaparecen un rato después y se produce como una segunda oleada de síntomas entre una y 4 horas después de ingerir los alimentos. Se le denomina síntomas bifásicos, por eso es recomendable que una persona que haya tenido una reacción alérgica muy seria permanezca en observación hospitalaria durante 4 y 6 horas.

El síntoma más temido y preocupante de las alergias alimentarias es la anafilaxia. Se caracteriza por una caída brusca de la presión arterial que conduce al shock de la persona, acompañada de espasmo laríngeo, edema de la glotis y dificultad para respirar. En caso de no ser tratada de inmediato puede originar la muerte de la persona.

¿Existen tratamientos para las alergias alimentarias?

A pesar del riesgo de reacciones alérgicas graves e incluso la muerte, hasta el momento no existe tratamiento alguno que se pueda aplicar para contrarrestar. Los tratamientos son sintomáticos para mitigar las manifestaciones clínicas que generan los  alérgenos alimentarios, pero no para prevenirla.

La alergia alimentaria sólo puede ser controlada mediante la práctica meticulosa y en algunas ocasiones obsesivas de evitar la ingestión, o incluso el contacto con determinados alimentos.

La anafilaxia es una complicación de la alergia alimentaria
En casos más graves de alergia alimentaria se puede presentar una gran inflamación llamada angioedema

Importancia de la alergia a los alimentos en los niños y la familia

Las alergias alimentarias tienen un importante impacto en la calidad de vida de los afectados y en su familia. Las reacciones severas reclaman la atención en unidades de urgencia y de cuidados especiales.

También se ha observado que impacta la vida familiar y social porque se convierte en una verdadera obsesión descartar que en algunos alimentos puedan estar presentes cantidades trazas de algunos de los alérgenos alimentarios que puedan desencadenar una reacción alérgica.

Los niños que presentan reacciones alérgicas a los alimentos son entre 2 y 4 veces más propensos a tener enfermedades asociadas como asma y otros tipos de alergias.

Con independencia de las importantes afectaciones que provocan en la calidad de vida las alergias alimentarias, el problema más grave que ella ocasiona son las temidas reacciones anafilácticas severas que pueden conducir hasta a la muerte de no ser atendidas a tiempo.

Una alergia a tener en cuenta: ALERGIA A LA LTP: ¿QUÉ DEBEN SABER LOS PADRES?

 


Advertisements