Llega el verano y el peligro de las radiaciones solares


Las personas que reciben mucha exposición a las radiaciones solares están en mayor riesgo de padecer cáncer de piel.

La luz solar es la principal fuente de rayos UV, pero no hay que tomar medidas para evitar el sol por completo. Y sería imprudente permanecer resguardado en el interior de la casa tan solo para protegerte de las radiaciones solares. Esta simple medida solo te conduciría a la pasividad en la actividad física. Y el sedentarismo conspiraría contra una buena salud.

No hay rayos UV seguros ni protectores solares que brinden 100 % de proteccion
La exposición al sol, a cualquier edad, puede causar cáncer de piel

Sin embargo, hay algunos pasos que puedes adoptar para limitar la exposición a las radiaciones solares.

¿Cuando debes protegerte de las radiaciones solares?

Algunas personas piensan en la protección solar sólo cuando pasan un día en el lago, la playa o la piscina. Pero la exposición al sol suma día tras día, y sucede cada vez que estás expuesto al sol.

Para conocer mas: acerca de las radiaciones solares…

Simplemente permanecer en la sombra es una de las mejores maneras de limitar la exposición a los rayos UV. Pero no la única…tengamos en cuenta otras opciones.

¿Cómo me protejo de las radiaciones solares?

Los rayos UV llegan al suelo todo el año, incluso en días nublados o nebulosos, pero la fuerza de los rayos UV puede cambiar en función de la época del año y otros factores. Los rayos UV se vuelven más intensos en la primavera, incluso antes de que la temperatura se caliente.

Las personas en algunas zonas pueden sufrir quemaduras de sol cuando el clima sigue siendo cool porque pueden no pensar en protegerse si no está caliente. Tenga especial cuidado en la playa o en áreas con nieve porque la arena, el agua y la nieve reflejan la luz solar, aumentando la cantidad de radiación UV que recibe.

Los rayos UV también pueden llegar por debajo de la superficie del agua, por lo que todavía puede obtener una quemadura, incluso si estás en el agua y se siente fresco.

Busca la sombra

Una forma obvia, pero muy importante para limitar su exposición a la luz UV es evitar estar al aire libre. De esta forma no estarás bajo la acción de las radiaciones solares de forma directa demasiado tiempo. Esto es particularmente importante entre las horas de 10 am y 4 pm, cuando la luz UV es más fuerte.

Si no estás seguro de cuán fuertes son los rayos del sol, usa la prueba de la sombra: si la sombra es más corta que tú estatura, las radiaciones del sol son las más fuertes, y es importante protegerte.

El uso de las ventanas no es totalmente seguro pues incluso algunos rayos UV también pueden pasar a través de las ventanas. Ventanas típicas de automóvil, hogar y oficina bloquean la mayoría de los rayos UV, pero no todas las radiaciones solares.

¿Protegen las ventanas del efecto de las radiaciones solares?

Las ventanas teñidas ayudan a bloquear más rayos UVA, pero esto depende del tipo de tinte. La radiación UV que atraviesa las ventanas probablemente no representa un gran riesgo para la mayoría de las personas. A menos que pasen largos períodos de tiempo cerca de una ventana que recibe luz solar directa.

Si planeas estar al aire libre, puede que desees comprobar el Índice de UV para tu área. El índice UV generalmente se puede encontrar en periódicos locales, TV, radio y previsiones en línea. También está disponible en muchas aplicaciones de teléfonos inteligentes.

Protege tu piel con ropa

Cuando estés al sol debes usar ropa para cubrir tu piel. La ropa ofrece diferentes niveles de protección contra las radiaciones solares. Camisas de manga larga, pantalones o faldas largas cubren la mayor parte de la piel y son las más protectoras.

Usa ropa que bloquee la luz. Para definir si tu ropa es adecuada haz esta prueba. Coloca la mano entre una sola capa de la ropa y una fuente de luz. Si puedes ver tu mano a través de la tela, la prenda ofrece poca protección.

Los colores oscuros generalmente proporcionan más protección que los colores claros. Una tela fuertemente tejida protege mejor. El tejido seco es generalmente más protector que el tejido húmedo.

¿Que tipo de ropa debo usar para protegerme de las radiaciones solares?

Ten en cuenta que cubrirse no bloquea todos los rayos UV. Si puedes ver la luz a través de una tela, los rayos UV pueden también atravesarla.

En la actualidad se fabrica ropa que es ligera, cómoda y protege contra la exposición a los rayos UV, incluso cuando está mojada. Algunos tienen revestimientos especiales para ayudar a absorber los rayos UV. Estas prendas de protección solar pueden tener una etiqueta que indique el valor del factor de protección UV (UPF). Esto es el nivel de protección que la prenda brinda a las radiaciones UV, en una escala de 15 a 50+. Cuanto mayor sea la UPF, mayor será la protección contra los rayos UV.

Algunos productos, que se utilizan como detergentes para lavar ropa en lavadora, pueden aumentar el valor de protección de la ropa. Estos funcionan añadiendo una capa de protección UV a su ropa sin cambiar el color o la textura. Esto puede ser útil, pero no es exactamente claro cuánto añade a la protección de los rayos UV, por lo que sigue siendo importante seguir los otros pasos enumerados aquí.

Usa protector solar

En el largo decursar de adquirir conocimientos hemos conocido que el sol se encuentra en un continuo proceso de transformaciones energéticas. Y en ocasiones nos ha preocupado si llegara a detenerse pues implicaría la muerte térmica del universo. Tema abordado por filósofos y científicos de todo tipo. Pero nada que nos preocupe. De suceder seria en un plazo algo así como 5000 millones de años.

En paralelo se producen radiaciones que cubren un amplio espectro. Este espectro va desde las radiaciones gamma hasta las radiaciones de tipo infrarrojo.

Y en su tránsito a través de la atmosfera que rodea a la tierra se van absorbiendo. Esto ocurre en su interacción con gases y partículas atmosféricas. Eso nos explica el porque a nivel de la superficie terrestre tan solo llega una parte de las radiaciones ultravioleta B (UVB). Algo similar ocurre con las radiaciones ultravioleta A (UVA), así como las de rango visible e infrarrojo cercano.

De ahí que las radiaciones que llegan a la superficie terrestre están relacionadas con el lugar donde se miden o evalúan.  Otros aspectos son la hora del día. La mayor intensidad de las radiaciones llega a la superficie de la tierra en horas del mediodía.  De ahí el consejo de no exponerse al sol durante este horario.

Al igual sucede con la época del año, pues en verano son más intensas que en invierno. Y la nubosidad cumplimenta su función en razón directa de ser un sistema de tamizaje de la cantidad de radiaciones que llega a la y su impacto al recibirlas.

Este proceso de filtración, diseñado por la naturaleza nos ha servido de modelo. Y así los estudiosos del tema lo utilizamos para definir la composición de los llamados protectores solares.

¿Como funcionan los protectores solares?

Los protectores solares son productos que se utilizan para resguardar la piel del efecto de las radiaciones UV del sol. El protector solar actúa como un filtro, es decir, esto conlleva que no todas las radiaciones UV se logran bloquear.

Estos contienen productos, algunos inertes, como el óxido de titanio. También se han utilizado otros que interactúan con las radiaciones como es el caso del PABA (ácido para amino benzoico) que se aplican en la piel.

Incluso con el uso apropiado de los medios para protegernos de las radiaciones solares, algunos rayos UV consiguen penetrar las capas de la piel. Esto justifica el por qué se debe usar otras formas de protección del sol. Al respecto se deben aplicar los protectores solares solo para mitigar el daño que producen las radiaciones solares.

Para usar apropiadamente los protectores solares.

Un factor de protección solar (SPF) de al menos 15 bloques 93 por ciento de los rayos UV

El nivel de protección que brinda un protector solar se conoce como SPF, del inglés Solar Protection Factor. En español de denomina Factor de Protección Solar pero habitualmente usamos y reconocemos la expresión derivada del inglés.

Al utilizar protector solar (SPF) de al menos 15 logra bloquear alrededor del 93 por ciento de los rayos UV.

Se debe aplicar los protectores solares para mitigar el daño que producen las radiaciones solares

Un número mayor de SPF representa contar con una protección mayor contra UVB. Esto no expresa nada concerniente a la protección para protegernos contra radiaciones del tipo de las UVA. Así tenemos que al aplicar un protector solar SPF 30 se obtendrá, por cada media hora que se encuentre expuesto al sol, tan solo el efecto equivalente a 1 minuto de radiaciones tipo UVB. Esto significa que en el orden de 1 hora bajo los efectos de las radiaciones solares con protección solar SPF 30 es equivalente a pasar 2 minutos totalmente desprotegido.

Es frecuente encontrar que no se aplica suficiente cantidad de formulaciones que actúan como protectores solares.  Esto determina que se obtiene una protección menos efectiva.

Lamentablemente no siempre se utilizan adecuadamente.

Lamentablemente no siempre se utilizan adecuadamente. La mayoría de las personas se olvidan de aplicar el protector solar. De hecho, un estudio reciente mostró que sólo el 14% de los hombres estadounidenses y el 30% de las mujeres estadounidenses ponen regularmente protector solar en sus caras y otras pieles expuestas antes de salir al exterior por más de una hora.

La mayoría de las personas se olvidan de aplicar las diversas formulaciones que existen  que brindan protección contra las radiaciones solares. De hecho, un estudio reciente mostró que sólo el 14% de los hombres estadounidenses y el 30% de las mujeres estadounidenses ponen regularmente protector solar en sus caras y otras pieles expuestas antes de salir al exterior por más de una hora.

Consecuencias del desuso o mal uso de los protectores solares

Existen evidencias que demuestran que se pueden afectar en el orden 600 genes, unos 250 por sobreexpresión. Y en el orden de 350 por desactivación. En su conjunto afectan importantes funciones metabólicas de los seres humanos. Entre ellos los procesos de apoptosis íntimamente relacionados con el desarrollo del cáncer.

 

Al aplicar protectores solares se bloquean los rayos UVA y UVB y se logra proteccion contra el cáncer de piel
Al aplicar los protectores solares asegúrate de seguir las instrucciones de aplicación que aparecen en el frasco.

 

Y no te olvides de tus labios…

También se encuentra disponible en el mercado el Bálsamo labial con protector solar. Algunos productos de protección solar pueden irritar su piel. Muchos productos dicen ser hipoalergénico o dermatólogo probado, pero la única manera de saber con certeza si un producto irritará tu piel es probarlo. La susceptibilidad individual está presente y puede limitar el uso de algún producto. Una recomendación común es aplicar una pequeña cantidad a la piel suave en el interior del codo todos los días durante 3 días. Si la piel no se vuelve roja o pica, el producto es probablemente adecuado para tu uso.

Uso de sombrero

Un sombrero ideal sería aquel que tenga al menos un borde de 2 a 3 pulgadas de ala. De esta forma se logra proteger las áreas que a menudo se exponen al sol intenso, tales como las orejas, los ojos, la frente, la nariz y el cuero cabelludo.

También puede ayudar a reducir la cantidad de rayos UV si se pone una parte inferior oscura y no reflectante. También es muy útil usar un gorro que se parece a una gorra de béisbol con alrededor de 7 pulgadas de tela que cubre los lados y la espalda. De esta forma se proporcionará más protección para el cuello. Estos se venden a menudo en artículos deportivos y tiendas de suministros al aire libre.

Si no tienes un gorro de sombra u otro buen sombrero disponible, puedes hacerte uno usando un pañuelo grande o bandana debajo de una gorra de béisbol. Con la gorra de béisbol te proteges la parte delantera y la parte superior de la cabeza, pero no el cuello o los oídos, donde comúnmente aparecen lesiones típicas de los cánceres de piel. Los sombreros de paja no son tan protectores como los sombreros hechos de otros tejidos.

Usa gafas de sol para bloquear las radiaciones UV..

Las gafas de sol que bloquean las radiaciones ultravioletas sirven, entre otras funciones, para brindar protección. Tanto a las partes de la delicada piel que rodea a los ojos y también a los ojos perse. El no contar con la adecuada protección ocular puede conllevar riesgos. Entre otros de sufrir determinadas enfermedades como pueden ser las cataratas.

Para considerar que unas gafas de sol cumplimentan adecuadamente su función deben ofrecer protección mediante el bloqueo al menos del 99% de las radiaciones ultravioleta, tanto del tipo A como B. En muchas ocasiones este tipo de gafas lo reflejan en los datos del fabricante.

¿Todas las gafas de sol son eficientes para protegernos?

En algunas ocasiones las gafas que se usan bajo prescripción de un facultativo, es decir las llamadas gafas graduadas, suelen brindar protección contra las radiaciones solares.  En este contexto debemos incluir los lentes de contacto. Y esto sucede a pesar de que no cubren íntegramente las estructuras oculares y por lo tanto la protección resulta parcial.

 

Evitar las camas de bronceado y las lámparas de sol

Muchas personas creen que los rayos UV de las camas de bronceado son inofensivos. Esto no es verdad. Las lámparas bronceadoras dan UVA y usualmente rayos UVB también. Tanto los rayos UVA como los rayos UVB pueden causar, a largo plazo, danos en la piel y pueden contribuir al cáncer de piel. El uso de la cama de bronceado se ha relacionado con un mayor riesgo de melanoma, especialmente si se inicia antes de los 30 años.

La mayoría de los médicos de la piel y las organizaciones de salud recomiendan no usar camas de bronceado y lámparas de sol. Si deseas un bronceado, use loción que broncea sin sol. De esta forma puedes lograr el bronceado de tu piel sin el peligro que tienen las radiaciones solares.

Proteja a los niños de las radiaciones solares.

Los niños necesitan atención especial. Tienden a pasar más tiempo al aire libre, por lo que pueden quemarse más fácilmente, y pueden no estar conscientes de los peligros que acarrea la exposición a las radiaciones solares. Los padres y otros cuidadores deben proteger a los niños del exceso de exposición al sol siguiendo los pasos anteriores. Es importante, especialmente en las partes más soleadas del mundo, cubrir a los niños.

Usa ropa que bloquee la luz. Para definir si tu ropa es adecuada haz esta prueba. Coloca la mano entre una sola capa de la ropa y una fuente de luz. Si puedes ver tu mano a través de la tela, la prenda ofrece poca protección
Use telas absorbentes de UV. Las gafas de sol deben bloquear entre el 99 y el 100 por ciento de la radiación UVA y UVB.

Se debe desarrollar el hábito de usar protector solar en la piel expuesta. Esto debe de ser de obligatorio cumplimiento cuando los niños vayan al aire libre. De esta forma pueden estar expuesto a grandes cantidades de luz solar. Los niños necesitan ser enseñados sobre los peligros que conlleva la exposición al sol, sobre todo en la medida que se hacen más independientes.

Los bebés menores de 6 meses deben mantenerse fuera del alcance de las radiaciones solares usando sombreros y ropa protectora. Los protectores solares pueden ser utilizado en pequeñas áreas de la piel expuesta sólo si la ropa adecuada y la sombra no están disponibles.

Exposición al sol y vitamina D

La vitamina D tiene muchos beneficios para la salud. Incluso podría ayudar a reducir el riesgo de algunos tipos de cáncer. Su piel produce vitamina D naturalmente cuando estás en el sol. La cantidad de vitamina D que necesitas como suplemento depende de muchas cosas. Estas incluyen la edad, el tipo de piel y las características de las radiaciones solares en la zona donde resides.

En fin, las radiaciones solares causan el envejecimiento prematuro de la piel, arrugas, cataratas y cáncer de piel. El nivel de daño depende de varios factores. Entre ellos se encuentran: intensidad de la luz, duración de la exposición y el nivel de protección de la piel.

Otros temas de interés: Los peligros reales del sol