Recetas de tostas fáciles y sanas para este día especial


Hoy es un día especial. Tal vez estás celebrando algo o simplemente quieres preparar una receta deliciosa por el simple de que hoy es hoy. La vida hay que celebrarla cada día y esto es algo que nos lo ha demostrado bien claro el año 2020. Pero, pandemias aparte, lo cierto es que una de las mejores formas de disfrutar de la vida es a través de la comida. Hemos estado pensando en las mejores recetas para ti y ha habido unanimidad. ¡Necesitas conocer estas recetas de tostas fáciles y sanas! ¿Por qué? Es sencillo. Este tipo de plato es muy fácil de hacer, muy rico, para toda la familia y queda bien en cualquier ocasión, ya sea para una cena, como aperitivo o entrante.

Incluso, puede ser parte de tu menú navideño, según los ingredientes que elijas. ¿Quién puede resistirse al sabor de estas recetas de tostas? Por nuestra parte, lo tenemos claro. Nosotros no. Y si tú también eres de los que disfruta a través del paladar, sigue leyendo porque te vamos a ofrecer algunas preparaciones de tostas deliciosas para chuparte los dedos y querer repetir una y otra vez.

Otros artículos de interés: Todo sobre el aguacate

Recetas de tostas con gulas y alioli

Una de las recetas más sencillas de preparar es esta tosta de gulas con alioli casero. Como ingredientes, vas a necesitar 250 gramos de gulas (el típico pack de dos del supermercado, por ejemplo, de Pescanova congelado, van muy bien), 1 cayena, 1 ajo, un poco de ajo en polvo, un poco de pimienta, un poco de sal y un chorrito pequeño de aceite. Para el alioli tendrás que preparar 1 huevo L, 1 chorro de aceite de oliva, 1 ajo mediano, un poco de sal. Y en cuanto al pan, te recomendamos coger una rebanada mediana – grande de pan de pueblo casero por persona, tipo hogaza. Lo encontrarás en panaderías.

Si ya tienes todos los ingredientes preparados, ¡vamos al lío! Lo primero que tienes que hacer es descongelar las gulas en caso de que hayas elegido las que te hemos propuesto de Pescanova. Son las que usamos nosotros y van genial. Con dos horas de descongelación a temperatura ambiente suele ser suficiente. Pon en una sartén un chorrito de aceite de oliva y en cuanto empiece a calentarse añade las gulas. Remueve bien para que se queden sueltecitas y cojan toda la sartén. Ahora, añádele un poco de sal, un pelín de pimienta, una cayena partida, un ajo también partido y espolvorea todo con ajo en polvo. Remueve bien. Ten en cuenta que va a salir picantito, así que, para que no caiga todo en el mismo sitio y se te quede el sabor poco uniforme, es importante que muevas bien.

Una vez hecho esto, puedes bajar el fuego para que las gulas se sigan dorando, mientras que tú te preparas para hacer el alioli casero. Es muy fácil. Para calcular las medianas, echa un huevo (clara y yema, las dos cosas) en el vaso de la batidora y añade más o menos la misma cantidad de aceite de oliva, a ojo. Echa sal y un ajo partido en dos. Si quieres que salga menos potente quítale la parte central verde. Bate con mimo, apoyando primero la batidora en el fondo del vaso y, cuando ya empiece a coger forma puedes mover el brazo. Prueba de sal y listo.

Comprueba que las gulas estén doraditas sin llegar a quemarse, da otra vuelta a todo en la sartén y retira del fuego. Para montar las tostas solo tienes que poner pan, una capa fina – media de alioli y una capa generosa de gulas. ¡Y listo!

Esta receta puede tener una pequeña variante. Si no te gusta nada el picante o la van a comer niños, elimina la cayena de las gulas. Para los mayores, intenta contrarrestar entre las dos preparaciones principales. Si ves que las gulas te han quedado muy potentes, haz el alioli más suavecito. Y al contrario: si notas que las gulas están bajitas de picante, pon un poco más de ajo en el vaso de la batidora cuando vayas a preparar la salsa.

alioli

Recetas de tostas con salmón y toque tropical

Otra de nuestras recetas de tostas preferidas es esta. Le gustará tanto a niños como a mayores, es super nutritivas y lo mejor de todo es que no requiere cocinado, por lo que no tendrás que ensuciar la vitrocerámica ni tener que lavar luego sartenes. ¡Todo ventajas!

Para estas recetas de tostas vas a necesitar una rebanada de pan de pueblo tipo hogaza, medio aguacate, un trocito pequeño de piña, medio tronquito de palmito, un par de lonchas de salmón, un poco de aceite de oliva, sal y ajo en polvo. Estas cantidades son por persona.

Lo primero que tendrás que hacer es, en un pequeño bol, añadir un chorrito de aceite de oliva con ajo en polvo medianadamente generoso y un poco de sal. Remueve todo bien y ahora, con un pincel, “pintar” la rebanada de pan con esta mezcla. Es importante que quede bien cubierto todo, empapado, pero sin que llegue a deshacerse la miga ni a filtrar el aceite por la parte de abajo, de ahí la importancia de utilizar un pan bueno y no un pan de molde de supermercado.

Ahora, pica el salmón, el aguacate, la piña y el palmito, más o menos en un tamaño de una uña, y mézclalo todo en un pequeño bol. Añade un chorrito pequeño del aceite con ajo que te haya sobrado y con una cuchara monta la tosta. Pon cantidades generosas para que el aceite que has untado en el pan se reduzca y la tosta coja sabor. Como ves, estas recetas de tostas con salmón y toque tropical no solo te sirven como entrante o cena, también puede ser un estupendo desayuno. Y como truco, si no tienes salmón puedes cambiarlo por atún bien desmenuzado.

Comidas con aguacate variadas.

¿Tostas para Navidades?

¿Te pueden servir estas recetas de tostas para Navidades? Sin duda, ¡sí! Puede ser un excelente acompañamiento para el plato principal, servido a modo de entrante una por persona, directamente en su plato. En caso de que prefieras servirlo al centro de la mesa, puedes partir el pan en trocitos más pequeños (tipo uno o dos bocados) antes de hacer el montaje (para que no se desmorone todo) y servirlo así, como si fuese picoteo.

La clave para triunfar en Navidades es escoger bien los ingredientes y hacer algo que sea rico de sabor, pero lo suficientemente especial y/o original para que tus comensales disfruten de una cena especial y diferente, probablemente la más importante del año.

Otros ingredientes que pueden quedar bien en tus tostas son todos aquellos que a ti se te ocurran. Es lo bueno de las recetas de tostas, que el límite lo marca tu imaginación y que solo tienes que jugar a conjugar los ingredientes de forma que, entre ellos, liguen bien. Nosotros hemos probado las dos que te proponemos y te aseguramos que son deliciosas. Nos declaramos fans absolutos de ellas y, de hecho, solemos prepararlas incluso un día cualquiera que nos apetezca comer algo rico, sin que tenga que ser un día especial. ¿Te apuntas?

Sigue leyendo: Más recetas de picoteo ricas ricas