Receta de panettone de chocolate navideño hecho en casa


¿Hay algo más rico para estas fechas que la receta de panettone de chocolate hecho en casa? Es verdad que lo puedes encontrar en todos los supermercados y tiendas de alimentación, incluso en algunas de regalos, ya que el panettone se ha convertido en todo un símbolo de la Navidad italiana que ha trascendido fronteras y al que todos le queremos hincar el diente llegadas estas fechas. Pero también hay cada vez más personas que se deciden a prepararlo en casa.

¿Puede salir rica una receta de panettone de chocolate navideño hecha en casa? ¿Merece la pena o es muy complicada de hacer? Hay algunas fórmulas fáciles, que se llevan a cabo en una sola preparación, pero si lo que quieres es que tenga el auténtico sabor a panettone, necesitarás hacer hasta tres pasos: prefermento, primera masa y segunda masa. Y es que es precisamente en esto en lo que está el truco del verdadero panettone italiano, el genuino, el original, el delicioso. El que se deshace en la boca y se mantiene en perfecto estado durante varios días.

Sigue leyendo: Cómo hacer pan dulce en casa

Ingredientes del panettone de chocolate casero

Prefermento:

  • 100 gramos de leche
  • 100 gramos de harina de fuerza
  • 5 gramos de levadura fresca

Primera masa:

  • 550 gramos de harina de fuerza
  • 4 huevos (clara y yema)
  • 2 yemas adicionales
  • 150 gramos de mantequilla
  • 120 gramos de azúcar
  • 2 cucharadas de ron

Segunda masa:

  • 270 gramos de harina de fuerza
  • 3 huevos (clara y yema)
  • 3 yemas adicionales
  • 130 gramos de mantequilla
  • 80 gramos de azúcar
  • 1 poco de sal
  • 300 gramos de pepitas de chocolate
Cómo hacer pan dulce en casa

Preparación del prefermento para la receta del panettone de chocolate

Lo primero que tenemos que tener claro es que, para que salga una receta de rechupete, tenemos que empezar a hacerla un día y medio antes de lo que quieras tener la receta lista. Así que lo primero será preparar el prefermento y dejarlo reposar una noche entera. Es muy sencillo este paso.

Solo necesitarás añadir a un bol la harina, la leche y la levadura, en las cantidades indicadas en la lista de ingredientes, remover para que integre todo bien y dejarlo reposar, tapado con un trapo. Lo recomendable es dejarlo fermentando en torno a 18 horas. Por lo que, si lo preparas por ejemplo a las nueve de la noche, antes de irte a dormir, podrás ponerte con ello de nuevo a las tres de la tarde del día siguiente.

Preparación de la primera masa

Una vez ya esté fermentada este prefermento, nos ponemos a elaborar la primera masa. Cogemos un bol grande y batimos los huevos con las yemas, añadimos el azúcar y removemos bien junto con el prefermento y por último integramos el azúcar y el ron, moviendo de nuevo todo muy bien para que quede homogéneo. Por último, cuando todo esté bien integrado, añadimos poco a poco la harina y vamos removiendo a mano. Cuando ya esté listo, vamos añadiendo también de poco a poco la mantequilla, previamente ablandada con un toque de microondas o dejándola fuera de la nevera desde la preparación del prefermento y también lo integramos bien a la masa.

La amasamos bien para que quede lisita y en un bol previamente untado con aceite la dejamos tapada y en un sitio donde no haga mucho frío.

Preparación de la segunda masa

Cuando veamos que más o menos ha doblado su volumen, llega el momento de hacer la segunda masa. Si va bien, serán más o menos las cinco de la tarde. Ahora comenzamos batimos los huevos, las yemas, el azúcar y la miel. Cuando esté todo bien integrado, añade la masa que acabamos de hacer (la llamada primera masa) y vuelve a amasar, hasta que de nuevo quede todo liso e integrado y llega el momento de agregar la mantequilla, también trozo a trozo y ablandada (no derretida). Échale paciencia y mimo, ya que este paso es clave para que el panettone salga rico. Remueve mucho para que entre aire y quede la consistencia que suele ser habitual de este postre. Puedes hacerlo a mano o con un robot de cocina (recomendable esta segunda opción).

Ahora añadimos poco a poco las pepitas, repartiendo bien por toda la masa. Una forma sencilla de repartirlo es estirar la casa, agregar pepitas, e ir haciendo dobleces a la vez que se añaden más pepitas y finalmente se termina en forma de bola, poniendo las últimas pepitas en esta parte exterior.

Nuestra masa ya está lista. Ahora, viértelo en el molde que hayas comprado para los panettones (el clásico ancho y alto va genial para que conserve la forma original) y envuélvelo en una bolsa de plástico, para que fermente dentro de este material. Ten en cuenta que ahora necesitarás muchas horas de fermentación, por lo que te recomendamos dejarlo en la cocina al aire hasta la noche y después meterlo al frigorífico.

Cuando te levantes, sácalo y espera, sin sacarlo del plástico en todo este tiempo, a que se ponga a temperatura ambiente. Más o menos a media mañana, para el aperitivo, ya tendrás lista y terminada tu receta de panettone de chocolate navideño hecho en casa.

¿Y si no fermenta?

Puede ocurrir que, aunque hayamos seguido bien todos los pasos, el panettone no llegue a fermentar. Ya sabes que la repostería a veces puede ser muy caprichosa, por lo que necesitarás una pequeña ayuda.

Un pequeño truco es tratar de fermentar la masa en el horno, aunque el resultado no suele ser el mismo que cuando se hace de forma natural, pero es una buena solución para que al menos podamos marcar como éxito la receta.

Mete directamente el panettone al horno, sin precalentar, con calor arriba y abajo a 180ºC. Ve vigilándolo ya que el tiempo varía mucho según la preparación. Cuando veas que ya han subido, abre el horno, haz una cruz en la parte superior y vuelve a meterlo, bajando la temperatura por debajo de los 100ºC, unos 30 minutos. De nuevo tendrás que vigilarlo ya que depende mucho del tamaño, del estado de la masa, etc.

Haz el truco de pinchar con un palillo para ver si están ya hechos antes de sacarlos. Cuando estén listos, tendrás que ponerlos boca abajo a enfriar, para que no pierdan volumen, sin aplastar la superficie. Échale ingenio para encontrar el mejor lugar en tu cocina para hacer esta proeza.

Y listo. Como ves, la receta de panettone de chocolate no es nada difícil si consigues que te suba la masa a la primera, aunque sí lleva bastantes horas y necesitas estar más o menos tiempo de los tiempos. La cosa se complica si no fermenta y tenemos que tirar de horno y posterior enfriado, un proceso que no nos gusta pero que te contamos porque a veces puede ser imprescindible hacerlo si no quieres frustrarte y tirar toda la masa.

Ten en cuenta que la cantidad de ingredientes que te hemos dado es para un panettone aproximadamente de 2 kg. Puedes hacer solo uno o dividir la masa en dos para que te salgan dos panettones de 1 kg. Suelen aguantar bastante bien, por lo que te durarán bastante hechos.

Otros artículos de interés: Recetas navideñas para la cena más importante del año