¿Cuál es la mejor hora para ir al gimnasio y aprovechar sus beneficios?


Si quieres comenzar con una rutina de ejercicios pero no sabes cuál es la mejor hora para ir al gimnasio o cómo puedes conseguir cansarte menos, hoy te queremos ayudar a coger este hábito tan beneficioso que deberías probar cuanto antes.

Ir o no ir al gimnasio no solo es una cuestión de peso, que también. Se trata de tomar una rutina saludable, que te hará sentirte mejor contigo mismo, segregarás endorfinas y además te ayudará a desconectar de tus obligaciones diarias.

Pero, ¿cuál es la mejor hora para ir al gimnasio? Vamos a tratar de desvelar esta incógnita.

Otros artículos de interés: Rutinas saludables de ejercicios que puedes hacer en casa

mejor hora para ir al gimnasio

La mejor hora para ir al gimnasio

Lamentamos ser nosotros los que te fastidiemos la sorpresa, pero no existe una hora ideal generalizada para ir al gimnasio. De hecho, cada persona es un mundo, por lo que te animamos a probar diferentes franjas horarias y encontrar la que mejor te va con tu estilo de vida. Por supuesto, tus obligaciones diarias también tendrán mucho que decir. Si, por ejemplo, trabajas de mañanas, no te vamos a decir que vayas a mitad de mañana.

Por tanto, lo primero que debes hacer es evaluar cuáles son las horas que tienes ocupadas y descartarlas. Compáralo con el horario de apertura de tu gimnasio y mira qué horas te quedan libres. Ten en cuenta los tiempos de traslados, ducha y demás.

Algunos ejercicios de cardio

Beneficios de ir a primera hora:

Hay quienes van al gimnasio justo cuando abren, aunque esto les impida dormir más y les cueste madrugar. Pero, tras el gimnasio y el desayuno, se quedan como nuevos, listos para empezar la jornada con energía.

Beneficios de ir por la mañana:

Si tienes las mañanas libres, activarte a mitad de mañana con el gimnasio es una idea genial. Además puedes aprovechar para hacer algunos recados si te pilla de paso. Por otro lado, a esta hora es cuando suelen estar más tranquilos, así que te animamos a probar.

Beneficios de ir por la tarde:

Si tienes las tardes libres, una buena actividad para ocupar esas horas es ir al gimnasio. Es cuando más afluencia suele haber, pero te recomendamos no tirarte en el sofá y activarte yendo al gimnasio. Antes o después puedes quedar para tomar un té o dar una vuelta por el centro. Te ayudará también a sociabilizar.

Beneficios de ir a última hora de la tarde:

Por último, acudir justo antes de la hora de cierre es fantástico para quedarte relajado y dormir mejor. Recuerda no estropearlo con la cena. Apúntate a una rutina de cenas saludables y verás como muy pronto notas el cambio en tu peso, en tu ropa e incluso en tu motivación diaria.

adelgazar en pareja trabajando duro.

La mejor hora para ir al gimnasio, en definitiva, la determinas tú. ¿Quieres un consejo adicional para no aburrirte? Ve acompañado. Crear un hábito junto a otra persona te ayudará a mantenerlo y no tirar la toalla a la primera de cambio. Pruébalo y nos cuentas 😉

Sigue leyendo: Trucos para no desmotivarte en el gimnasio