Croquetas de queso, la forma más deliciosa de prepararlas


Si eres un adicto al queso, seguro que habrás probado mil y una recetas con él como protagonista. Pero, ¿se te había ocurrido alguna vez hacer croquetas de queso? A las tradicionales croquetas de jamón, pollo, gambas o huevo, hoy le sumamos recetas nuevas que te harán chuparte los dedos. Una forma ideal de aumentar nuestro consumo de queso y conseguir que toda la familia, desde los más pequeños a los más mayores, conviertan las croquetas de queso en su plato preferido.

Aunque te proponemos el queso parmesano y el queso curado manchego como tipos recomendados, puedes hacerlo de cualquier otro queso que te guste. Desde el roquefort hasta la mozzarella, no hay límites cuando hablamos de usar uno u otro. ¡Deja que mande tu paladar!

Croquetas de queso parmesano

croquetas de queso parmesano
Las croquetas de queso parmesano son muy suaves, cremosas y están riquísimas

Esta receta de croquetas de queso parmesano, tiene un sabor suave y cremoso. Ideal para niños.

Ingredientes:

  • 150 gramos de queso fundido
  • 80 gramos de harina
  • 80 gramos de margarina
  • Medio litro de leche
  • 2 yemas de huevo
  • 2 claras de huevo
  • Pan rallado
  • Sal
  • Pimienta
  • Nuez moscada

Preparación:

  1. Preparamos la bechamel integrando y removiendo bien la harina, la leche y la mantequilla.
  2. Cuando tengamos una capa espesa, agregamos fuera del fuego el resto de ingredientes.
  3. Dejamos templar y a continuación metemos en la nevera, a ser posible al menos 3 horas.
  4. Cuando esté frío, las empanamos y las freímos en una sartén.

Croquetas de queso manchego

croquetas de queso
Un buen empanado hará que las croquetas estén aún más ricas

La receta de croquetas de queso manchego tiene un sabor bastante más fuerte, pero están deliciosas.

Ingredientes: 

  • 200 gramos de queso manchego, lo más curado posible
  • 100 gramos de margarina
  • 100 gramos de harina
  • 750 ml de leche
  • 2 huevos
  • Pan rallado
  • Sal
  • Pimienta
  • Nuez moscada

Preparación:

  1. La preparación es exactamente igual que en el punto anterior. Todas las croquetas se suelen preparar de la misma manera aunque los ingredientes sean diferentes
  2. Preparamos la masa, con el queso bien fundido, aunque también podemos reservar pequeños dados para encontrar trozos en las croquetas.
  3. Dejamos enfriar en la nevera y formamos bolitas pasándolas por el pan rallado y la clara de huevo.
  4. Las freímos y servimos calientes o a temperatura ambiental, es un plato que admite las dos opciones.

Croquetas de queso y gambas

Para elaborar las croquetas de queso y gambas, tomamos como base la que más nos haya gustado de las dos anteriores. Por su sabor, se recomienda la de queso parmesano, ya que ambos son ingredientes con sabor suave, pero si queremos darle un toque más intenso, podemos optar por hacerla con queso curado.

Para su elaboración, solo tendremos que añadir las gambas picadas (previamente cocidas) a la masa, mover bien para que se repartan homogéneamente y continuar con los pasos anteriores.

croquetas de queso
Las croquetas de gambas son muy suaves y deliciosas

Además de estas recetas de croquetas de queso, te invitamos a pasar por la receta que te preparamos hace un tiempo sobre cómo hacer la mejor bechamel.

Descubre cómo preparar la mejor bechamel del mundo