Esto es lo que te puede ocurrir si utilizas mucho el móvil


Lo sabemos, a nosotros nos ocurre igual. Dicen que de media miramos nuestro móvil unas 150 veces al día y aunque la cifra nos parezca algo exagerada, si tuviéramos un contador seguro que muchos de nosotros sobrepasamos esta cantidad con creces. Algunos nos excusamos en que el móvil es una herramienta más de trabajo, pero… ¿seguro que lo miras solo por eso?

Jóvenes y adultos (y cada vez más niños y ancianos también) vivimos pendientes del móvil tanto a diario como en nuestras vacaciones. Se conoce como nomofobia, adicción al smartphone. No dejamos de consultar redes sociales, correo electrónico y aplicaciones de mensajería. Llámalas Whatsapp, llámalas Telegram o ahora Google Allo… pero la cuestión es que esto también tiene consecuencias para nuestra salud.

es malo dormir con el movil
¡Cuidado! ¿No están nuestros niños demasiado expuestos a las radiaciones móviles?

Otros temas que te gustarán: Dependencia a las redes sociales, no pierdas de vista el problema

Consecuencias de usar (demasiado) el móvil

Cada día, se envían un promedio de 10 millones de Whatsapps. Si sumamos las veces que usamos otras aplicaciones, podremos comenzar a entender que esta dependencia al móvil no puede ser sana.

En efecto, más allá de los efectos sociales que puede tener (ojo, no siempre negativos), también tiene consecuencias sobre nuestra salud que no nos gusta conocer pero que nos sentimos en la obligación moral de trasladártelos.

dependencia a facebook
La dependencia a cualquier cosa es siempre un motivo de alarma

El uso excesivo del móvil nos puede provocar daños en la columna vertebral. Al mirar el móvil, adoptamos una postura incorrecta que mantenemos durante un período largo de tiempo o que forzamos demasiadas veces al día, provocando estrés sobre la parte alta de la columna vertebral.

Aunque nos parezca un gesto “tonto”, lo cierto es que para el cuerpo implica un daño musculoesquelético a largo plazo, ya que la posición que adoptamos es la equivalente a sostener casi 30 kg que se reflejan directamente en el cuello.

¿Cómo podemos evitar sobrecargar la zona? Intenta mantener siempre una postura recta: no inclines la cabeza, puedes leer las notificaciones de tu móvil mirando hacia abajo sin cambiar la postura del cuello. Al principio te parecerá raro pero pronto te acostumbrarás. Además, te aconsejamos ejercitar el cuello. Tan fácil como mover a menudo la cabeza de izquierda a derecha.

redes sociales soledad
Gracias al ordenador y a las redes sociales… ¿nos relacionamos más o nos relacionamos peor?

Y por supuesto, trata de utilizar el móvil un poco menos. Si no consigues eliminar la dependencia, una solución a medio camino puede ser utilizar las aplicaciones de mensajería instantánea o las redes sociales a través del ordenador. Coloca el monitor a la altura de los ojos para que el cuello mantenga una postura recta y charla con tus amigos desde el PC. Casi todas las apps tienen una versión escritorio o al menos sí las más populares que hemos mencionado al principio de este artículo (Whatsapp, Telegram, Google Allo y redes sociales varias).

Evita padecer artritis temprana y libérate de enfermedades 2.0. 

Otros temas que te van a interesar: ¿Sabes por qué es malo dormir al lado del móvil?