Cómo superar el pasado y poder seguir mirando hacia adelante


Si has llegado hasta aquí es porque estás buscando cómo superar el pasado. Y no te culpamos por ello. Por favor, tú tampoco lo hagas contigo mismo. Una de las cosas más duras a las que se enfrenta una persona es precisamente a esta. No saber qué hacer con su pasado, dónde guardar los recuerdos de lo que fuimos alguna vez y no convertirlo en nostalgia, si no que sirva de empujón, de trampolín, para lograr tener un presente pleno y un futuro esperanzador por delante.

Sabemos que todo esto suena muy bien, sin embargo, no sirve es posible conseguirlo. Superar el pasado y seguir mirando hacia adelante a algunas personas se les hace bola, les impide llegar a ser felices y por el camino no solo se dejan a sí mismos, si no que también aquello que podrían llegar a ser, incluso aquello a lo que aman, ya sean personas, situaciones o rutinas cotidianas. Si tú también te ves incapaz de superar el pasado, déjanos que a través de estas líneas de este artículo consigamos ayudarte y tenderte una mano en esta situación que entendemos que no siempre es fácil. ¿Vamos a por ello?

Sigue leyendo: Aprende a perdonarte

El primer paso: querer salir de ahí

Suena muy obvio. Incluso habrá a quien le pueda molestar esta afirmación. Pero lo cierto es que es así. El primer paso para conseguir superar el pasado es querer hacerlo. Hay muchas personas que se quedan ancladas a lo que fue y ya no es, por eso es imprescindible saber sobreponerse, asimilar que lo que fue ya ha acabado y buscar el camino hacia la salida, que, creednos, siempre existe.

¿Y cómo darte cuenta de que en realidad no quieres salir de ahí? La clave está en ti. Si te recreas en actitudes que rozan el masoquismo (como ver fotos continuamente, después de una ruptura) o si te niegas a aceptar la realidad (por ejemplo, si alguien te pregunta por ella y tú sigues respondiendo que volverá para evitar enfrentarte a la realidad), es muy posible que no quieras salir de ahí. Y entonces, amigo, lamento decirte que no vas a conseguirlo. Para superar el pasado, especialmente si ha pasado algo que te ha marcado mucho, necesitas ser amable contigo mismo y querer salir de esa situación. Es el primer paso. En el momento en que lo consigas verás como los siguientes pasos ya no te resultan tan difíciles.

psicologo miedos irracionales

Recupera viejas aficiones

Todos hemos dejado algo de lado, por el motivo que sea. Por una pareja, por un trabajo, por otras nuevas rutinas… Sea cual sea el motivo, trata de recordar en qué invertías el tiempo antes en ti mismo y que realmente disfrutabas y que, por el motivo que sea, ya no lo haces o no lo haces tanto como deberías. ¿Se te viene algo a la cabeza? No hay nada mejor para superar el pasado que tratar de reconectar contigo mismo, haciendo aquello que de verdad llena tu alma, ya sea solo o en compañía.

Al final, se trata de conocerte mejor que nadie y de saber cómo mimarte, cómo darte esos momentos para ti, regalarte tiempo y abstraerte de los problemas, de la rutina y de esos pensamientos negativos en torno al pasado que te siguen asaltando y por los que crees que no eres capaz de superar el pasado. Ve poco a poco, no trates de querer hacerlo todo en un día, para tampoco crear el efecto contrario y que esto con lo que estás tratando de reconectar te cree un efecto de saturación que sería totalmente contraproducente.

Para superar el pasado, conoce a nuevas personas

Pero, al igual que te hemos pedido que eches la vista atrás para poder recuperar aquello que define tu esencia (o al menos lo que te hace reconectar contigo), también te pedimos que mires al futuro con esperanza, con ilusión… y con nuevas compañías. Por supuesto, apoyarte en aquellos que han estado en todas las etapas de tu vida también te va a ayudar (y mucho) a superar el pasado, pero conocer nuevas personas e integrarlas en tu vida es sin duda algo super enriquecedor, que te va a abrir las puertas de un nuevo mundo y que te hará sentirte que tú mismo también te estás redescubriendo.

Y cuando hablamos de conocer a nuevas personas no nos referimos solo a posibles parejas o pretendientes. Créenos, posiblemente un nuevo núcleo de amigos, compañeros de trabajo o simplemente personas con las que compartas aficiones te puede ayudar muchísimo más que cualquier otra cosa. Lo importante es que no te cierres a mano, que pases tu duelo en un período de tiempo razonable y que, a raíz de ahí, salgas de casa y descubras que hay un mundo apasionante ahí fuera… Y que está lleno de personas maravillosas.

mujer infertil

Agradece y perdona

En ocasiones ocurre que no somos capaces de superar el pasado simplemente porque no soltamos, porque nuestra mente y nuestro corazón se han quedado anclados a algo que no damos por cerrado. Bien sea porque nos han hecho daño o incluso porque nosotros hemos hecho daño a ellos. Sea lo que sea que haya ocurrido, lo que tienes que hacer es mandarte un mensaje positivo, agradecer lo que sí pudo ser y que fue positivo en tu vida y seguir haciendo adelante con todas tus fuerzas.

Y esto solo lo conseguirás si lo agradeces y si perdonas, las dos palabras clave. Pero, cuando hablamos de perdón, es importante que recuerdes que no solo debes perdonar a los demás, es crucial que tú también te perdones por lo que hiciste o por lo que no hiciste. Nadie es perfecto y es muy probable que hoy en día, con lo que ya sabes y con la persona que eres hoy, te decidieras a hacer o no hacer ciertos actos. Pero ese pensamiento no es real. Porque, como te decíamos, hoy eres una persona diferente a la que fuiste ayer. Por tanto, sigue, avanza, continua, agradece y perdónate. No hay más.

Y, por último, si no consigues superar el pasado, pide ayuda profesional

No te debes avergonzar por esto. Hay muchas personas que, por cualquier motivo, se quedan enganchadas a ese pasado que no consiguen superar y en este caso necesitan ayuda. Por supuesto, puedes probar primero con la ayuda de quienes te rodean, te quieren y te comprenden, pero no olvides que también tienes a tu alcance las herramientas de una ayuda profesional, un psicólogo o un psiquiatra que han estudiado precisamente para ser capaces de ayudarte en baches como este.

¿En qué momento hay que pedir ayuda? No hay una ciencia exacta. Depende de la persona y del caso, pero cuanto antes lo hagas antes podrás salir de ese infierno y podrás seguir adelante, con la tranquilidad de haber superado el pasado y con la satisfacción de tener por delante un futuro interesante, prometedor y en el que puedas ser más tú que nunca. Todo llega, todo pasa y todo debe continuar. Incluido tú. No te cierres las puertas a ser feliz, no has venido al mundo para esto. Tú puedes con todo, nunca pierdas eso de vista y conseguirás seguir.

Otros artículos de interés: Cómo ayudar a alguien a superar una ruptura