Cómo hacer aceite de romero, protagonista de la dieta mediterránea


¿Quieres saber cómo hacer aceite de romero? El romero es una de las más utilizadas en medicina natural debido a sus extraordinarias propiedades estimulantes y tónicas. Pero también en gastronomía, ya que es un aromatizante típico de la cocina mediterránea. Además puede ser utilizado como conservante. ¡Aprende cómo hacer aceite de romero en casa y disfrútalo en tus próximas preparaciones!

Descubre más: Otros usos del aceite de romero

Este aceite se extrae de las grasas esenciales del romero
El aceite de romero tiene numerosos usos que son muy beneficiosos para nuestra salud y nuestra belleza

Propiedades del romero en la gastronomía

El romero es una planta aromática de las más utilizadas en la cocina. Diferenciémosla de las especias, que son otro tipo de condimentos ya que pueden provenir de diferentes partes de la planta como raíces, semillas o cortezas.

En cambio las plantas o hierbas aromáticas son las hojas de la planta, se pueden utilizar secas o frescas y tienen como misión aromatizar y realzar los sabores de los alimentos pero principalmente aportar a las preparaciones sus principios medicinales y saludables.
Así, el uso de hierbas aromáticas en la cocina representa la combinación ideal entre fitoterapia y gastronomía.

En el caso del romero, son conocidos sus efectos antioxidantes, antiinflamatorios, hipoglucemiantes, hipotensores y hepatoprotectores entre muchos otros beneficios.

Analiza estas propiedades:

  • Para el aparato digestivo: estimulante y tónico, combate las bacterias que causan hinchazón, flatulencia, acidez o mal aliento de origen digestivo.
  • Para los intestinos: propiedades antiinflamatorias y antimicrobianas, mitiga trastornos intestinales como estreñimiento, diarrea o problemas de la flora intestinal.
  • Para el hígado: su riqueza en ácido ursólico brinda propiedades protectoras del hígado, reductoras del azúcar en sangre y del colesterol. Tónico hepático, es muy utilizado para la depuración del hígado y para combatir piedras en la vesícula.
  • Salud en general: es considerado uno de los mejores antibióticos.
  • Cuidado de la piel: propiedades cicatrizantes y regeneradoras de la piel.

En la cocina puedes utilizar romero para platos como:

  • Carnes de cordero, carnes de caza, pescados grasos.
  • Arroces, paella valenciana (una vez preparada se coloca un ramito de romero fresco para que transmita sus aromas).
  • Platos tradicionales de la región mediterránea.
  • Aromatizante de aceites, vinagres y licores o miel de romero.
  • En Francia se prepara una tisana digestiva.
  • Y… ¡lo que tu imaginación te dicte!

Cómo hacer aceite de romero, receta básica

Beneficios medicinales de la infusión de romero
Las hojas de romero además de ser un gran aderezo para la cocina tiene múltiples beneficios

Elaborar aceites aromáticos en casa es muy fácil; sin embargo es necesario tomar precauciones para evitar que el aceite se enrancie. La selección de ingredientes y combinaciones es muy importante, no solamente por el sabor, sino también para que los componentes brinden todas sus beneficiosas propiedades al organismo.

Se debe utilizar como base un aceite de muy buena calidad, por ejemplo aceite de oliva o de girasol.

Se dispone el aceite en un recipiente de cristal que pueda ser cerrado herméticamente y se introducen las hierbas aromáticas.

Se deja macerar durante un tiempo, hasta que el aceite tome color y sabor, y ya puede utilizarse.

Si la pregunta es cómo hacer aceite de romero, te recomendamos elegir ramitas de romero en buen estado, frescas o secas, solo o combinado con otras hierbas.

Pero para comenzar analiza esta receta de aceite de romero básica:

Ingredientes: un litro de aceite de oliva, dos ramitas de romero fresco, una pizca de sal.
Preparación: Si utilizas romero fresco, lava las ramitas cuidadosamente y déjalas secar. Triturar e introducir en un frasco limpio donde se va a producir la maceración. Añadir la sal y el aceite, cerrar herméticamente y dejar macerar durante un mes. Si deseas un sabor más intenso, a las dos semanas renueva las hierbas. Colar y colocar en aceitera. Usos: pastas y pescados.

Cómo hacer aceite de romero, tomillo, orégano y albahaca

Ingredientes: medio litro de aceite de oliva virgen extra o aceite de girasol de muy buena calidad, 10 gramos de cada una de las hierbas frescas preferiblemente, aunque si no se consiguen frescas se pueden utilizar secas, y una cucharadita y media de sal.
Preparación: Limpiar muy bien las hierbas, triturarlas si son frescas e introducirlas en el frasco de maceración con un poco de sal y el aceite. Dejar macerar durante un mes. Si se desea un sabor más intenso, a las dos semanas renovar las hierbas. Finalizado el proceso, colar y colocar en una alcuza o aceitera. Utilizar para ensaladas, carnes y pastas.

Cómo hacer aceite de romero, tomillo, orégano, hierbabuena y albahaca.

Ingredientes: un litro de aceite de muy buena calidad, tres ramitas de cada una de las hierbas frescas preferiblemente, una cucharada sopera de sal entrefina.
Preparación: triturar las hierbas si son frescas, colocar en el recipiente de maceración con la sal y agregar el aceite. Tapar herméticamente y dejar macerar durante un mes. Si se desea un sabor más intenso, a las dos semanas renovar las hierbas aromáticas. Finalizado el proceso, colar y disponer en aceitera. Utilizar para ensaladas o platos fríos.

Cómo hacer aceite de romero ahumado

Los aceites ahumados pueden dar un exquisito toque de sofisticación a tu cocina. Para prepararlo se debe ahumar el romero para que el sabor ahumado pase al aceite.
Ingredientes: 300 gramos de aceite de oliva de muy buena calidad y sabor suave, cinco o seis ramitas de romero fresco.
Preparación: Lavar las ramitas de romero fresco y secar con papel absorbente o al aire libre. Colocar el aceite en un recipiente de vidrio o cristal, limpio y con tapa. Quemar las ramas de romero con un soplete o sosteniéndolas con una pinza sobre la llama de la cocina. Una vez que se haya quemado introducir las ramitas quemadas en el recipiente con aceite y tapar. Dejar reposar aproximadamente diez horas o más si deseas un sabor más intenso. Si el sabor resulta muy fuerte, se puede corregir añadiendo más aceite y dejando macerar dos semanas con una ramita de romero fresco para acentuar el sabor del romero. Filtrar o colar con colador muy fino y pasar a una botella con tapa o tapón.

Secado para infusión de romero
Para hacer infusión de romero puedes comprar las hojas o animarte a plantarlo y secarlo en casa

Esto te interesará: Tipos de aceites