5 remedios baratos para aliviar las picaduras de mosquitos


Las picaduras de mosquitos pueden ocurrir en cualquier momento del año, sin embargo, es en verano cuando más las sufrimos. En este sentido, se dice que hay dos tipos de personas: los que siempre las sufren y los que no les pica ninguno. Incluso, lo curioso es que en una misma pareja suele haber uno de los dos a los que le pican y otro no. ¿Es tu caso? No vamos a entrar en analizar los motivos por los que a unos sí y a otros no, pero queremos contarte cómo puedes aliviar las picaduras de mosquitos para que no se convierta en un problema.

Sí, según el tipo de picadura, puede llegar a fastidiarnos el día. Picor, molestias, hinchazón, incluso fiebre en algunos casos. Tanto si lo que te preocupa es el factor salud como el factor belleza, en este artículo te contamos cómo aliviar las picaduras de mosquitos en el mismo día.

Otros artículos de interés: Remedios caseros con aloe vera

5 remedios para aliviar las picaduras de mosquitos

Todos los remedios caseros o remedios naturales que te dejamos a continuación tienen en común que nos ayudarán a aliviar las picaduras de mosquitos de una forma muy económica y natural.

Pasta de dientes:

usos de la pasta de dientes

La pasta de dientes tiene múltiples usos, eso seguro que ya lo sabrás. Uno de ellos es calmar la irritación producida por la picadura de un mosquito. Puedes aplicarla en cualquier zona excepto en aquellas más susceptibles como el ojo: evita ponerla aquí para que no se te irrite, ya que el componente mentolado podría causarte una irritación y que sea peor el remedios que la enfermedad (nunca mejor dicho).

Aplica un poquito de pasta de dientes sobre la picadura y déjalo hasta que se absorba o hasta que notes que se ha secado y se ha quedado una especie de pasta dura. Puedes ir renovándolo cada hora, aunque debes tener cuidado con no manchar nada y si sales a la calle mejor retira la pasta de dientes y déjalo que se seque al aire.

Lo ideal es utilizar una pasta de dientes mentolada o básica, nada de otras que tengan otros componentes más agresivos (por ejemplo, blanqueadoras o aquellas creadas para tratar alguna enfermedad o algún trastorno bucal concreto).

Lava bien la zona después de cada aplicación para evitar que queden restos.

Hielo:

casa más fresca sin aire acondicionado remedios caseros para el dolor de muelas cómo curar llagas en la boca

Entre los trucos baratos para tratar de aliviar el picor que produce este tipo picaduras, el hielo es una fantástica idea. Más que para el picor, siendo más concretos, a lo que más nos va a ayudar es a bajar la hinchazón, algo muy práctico si la picadura se nos ha hinchado mucho o si, según la zona, nos incomoda bastante.

Por ejemplo, si nunca te ha picado un mosquito en el labio no puedes hacerte una idea de cómo se inflama esa zona en concreto y lo mucho que puede llegar a molestar. Además, en esta zona no podemos aplicar determinados remedios que podrían a llegar a ser tóxicos, por lo que parece que lo más sensato y recomendable es utilizar hielo para esta zona.

¡Pero cuidado! Tanto para este caso como para cualquier otro, recuerda que el hielo nunca debemos aplicarlo directamente, ya que podría causarnos otro tipo de heridas como quemaduras, especialmente en una zona tan sensible como el labio. Envuélvelo siempre en algún tipo de trapo o en una bolsa de plástico al menos para evitar que nos cause más daño que bien. Si no tienes hielo a mano, también nos servirá una compresa fría o cualquier otra cosa que aporte frío a la zona.

Aloe vera:

tomar aloe vera

El aloe vera es sencillamente fantástico. Nos sirve para casi cualquier cosa que queramos conseguir con él, desde aliviar quemaduras, crear mascarillas para el pelo, mantener la piel más sana y joven o incluso para aliviar el picor y cicatrizar antes las picaduras de mosquitos.

¿Cómo lo aplicamos? Lo ideal es que sea cuanto más natural, mejor. Si tenemos directamente la planta de aloe vera, extrae su jugo y aplícalo, creando una fina capa que iremos renovando conforme se absorba. En caso de que no tengamos la planta, puedes preguntar en tu farmacia habitual para que te vendan una crema 100% natural. Hay muchas marcas que la trabajan y son casi igual de efectivas que coger tú la planta y aplicártela directamente.

El aloe vera nos ayuda con las picaduras en tres sentidos: por un lado, nos alivia el picor, pero también hace que baje la hinchazón y que cicatrice antes. Esta triple acción nos hará volver a confiar en el aloe vera la próxima vez que un mosquito haga de las suyas por la noche. Tenlo siempre en casa, te va a servir para este y otros muchos remedios.

Cacao de labios:

Se transmite por la saliva.

El cacao de labios mantiene los labios hidratados y además nos ayuda a protegerlos de diversas condiciones externas. Sirve tanto para resguardarlos del frío como para protegerlos del sol, evitar que se agrieten, unificar en caso de que tengamos pielecitas  o incluso nos ayuda a mantener la piel (tanto del labio como de alrededor) más joven y tersa.

Pero, ¿en qué nos puede ayudar en caso de picadura? Pues igual que con todo lo que te acabamos de decir. Aplicar un poquito de cacao de labios sobre la picadura conseguirá que esta se seque antes y que cicatrice también más rápido.

Intenta que sea un cacao natural, sin sabores ni olores añadidos. Pregunta en tu farmacia por un cacao que además de un valor estético tenga valor saludable y redescubre todo lo que tu cacao de labios puede hacer por ti. Si antes era un must en tu bolso, ahora lo será aún más cuando descubras que te sirve para muchas otras zonas además de para tus labios.

Limón:

tipos de limonadas

Por último, entre los remedios populares que seguro que más has escuchado, el limón es de los más famosos. Por su precio económico, la facilidad para tenerlos siempre en casa y sus propiedades tan beneficiosas, el limón es uno de nuestros mayores aliados tanto en uso interno como externo.

En el caso de la piel, es un excelente desinfectante y cicatrizante, por lo que también te ayudará a aliviar las picaduras de mosquitos. Solo debes aplicarte un chorrito de limón sobre la picadura (directamente o empapando un algodón y dando toquecitos). Ve aplicándolo cada hora y verás cómo al día siguiente la picadura prácticamente ha desaparecido.

Eso sí, con el limón debes tener cuidado en dos sentidos: por un lado, evita que te caiga en zonas donde podría causarte una reacción, como los ojos; por otro lado, si vas a exponerte al sol no apliques limón en una zona visible, ya que es corrosivo con el contacto con el sol y te puede dejar una mancha blanca que no creemos que te resulte agradable.

Aliviar las picaduras de mosquitos con cosas caseras es posible. ¡Qué no te amarguen el verano! Y recuerda que siempre es mejor prevenir que curar, por lo que antes de aplicar estos remedios, la próxima vez busca alternativas como un antimosquitos eléctrico, una pulsera antimosquitos o una crema repelente. Hay muchas opciones en el mercado, solo tienes que buscar la que mejor se adapte a ti.

Sigue leyendo: Remedios caseros con pasta de dientes