Enfermedades que comienzan con un dolor de barriga


Un dolor de barriga puede ser una señal de una leve intoxicación a un síntoma de una grave enfermedad. La intensidad, los síntomas que lo acompañan y la ubicación pueden dar alguna pista de su razón.

La frecuencia del dolor de barriga, es decir, si es continuo o si toma una fuerte intensidad por algunos momentos también puede ayudar a diagnosticar su origen.

Según los médicos de guardia, un dolor abdominal suele ser el más difícil de diagnosticar, porque puede estar asociado a enfermedades cardíacas, urológicas, pulmonares o estomacales. Algunas leves y otras que requieren intervención quirúrgica urgente.

Dolor de barriga

Enfermedades que comienzan con un dolor de barriga

Se llama dolor de barriga al que se sitúa entre el pecho hasta la ingle. También se la denomina como dolor abdominal, estomacal o de vientre. Generalmente no representa algo serio, pero en ocasiones es un signo de una enfermedad grave.

¿Por qué es tan difícil de diagnosticar la causa de un dolor de barriga? Muchas enfermedades pueden irradiar dolor en el abdomen, porque en dicha zona existe una cantidad de receptores de dolores de otros órganos y partes del cuerpo.

A continuación, te contamos las enfermedades que están asociadas a un dolor de barriga, a veces en su etapa inicial y otras cuando se trata de una urgencia.

Infarto agudo

Algunos trastornos cardiovasculares dan un previo aviso con este síntoma. En el caso de un infarto agudo, puede sentirse un dolor muy fuerte en el epigastrio o hipogastrio. Las mujeres mayores a 65 años son más propensas a sentir este dolor irradiado.

Una aneurisma de la aorta abdominal y una insuficiencia congestiva también pueden generar un dolor proyectado en la porción superior de la zona abdominal.

Cólico renal o nefrítico

Cuando se sufre un trastorno urológico es normal que duela en la pelvis, zona lumbar y bajo vientre. Pero se puede irradiar hacia el abdomen y en la ingle. Especialmente si se trata de un fuerte dolor que surge repentinamente.

Herpes zoster

El virus que produce varicela se llama herpes zoster y puede provocar una erupción. El mismo suele estar acompañado de un punzante dolor en la zona abdominal. La intensidad de este dolor puede ser muy fuerte y acompañado con calor en la barriga junto a un picor.

Peritonitis

Algunas afecciones necesitan atención médica urgente, una de ellas es la peritonitis aguda. Esta infección se suele extender en la zona abdominal provocando un dolor intenso, especialmente cuando se presiona.

Obstrucción intestinal

Esta enfermedad suele provocar fuertes retorcijones acompañados de distensión abdominal o náuseas.

Dismenorrea

Algunas alteraciones irradian dolor en la zona baja del vientre que suele irradiarse hacia la zona abdominal.

Endometriosis

La formación de quistes ováricos, miomas o endometriosis pueden generar molestias en la pelvis e irradiar dolor hacia arriba en el abdomen.

Enfermedad pélvica inflamatoria

Algunos trastornos ginecológicos provocan un dolor más intenso de la zona pélvica, tales como torsión anexial, embarazo ectópico o rotura de quiste ovárico.

Embolia pulmonar

Una afección en los pulmones también puede dar señales con un dolor abdominal. Una embolia pulmonar, por ejemplo, que sucede cuando uno de los conductos pulmonares se obstruye por algún coágulo de sangre produce dolores en la zona de la barriga.

Dolor de barriga

Neumotórax

Cuando se sufre de neumonía basal el aire sale de los pulmones y se siente dolor al respirar profundamente para recuperar el aire.

Remedios antiinflamatorios

Algunos fármacos como los AINES, antiinflamatorios no esteroideos, pueden provocar lesiones en el abdomen que provocan dolor. Entre este tipo de remedios se encuentra el ibuprofeno y el ácido acetilsalicílico. La toma frecuente de este tipo de medicamentos genera molestias estomacales.

Cuidados a tener en cuenta ante un dolor de barriga

Tal como lo vimos, el dolor estomacal puede tener un origen muy variado, por lo tanto, se debe acudir a una consulta médica y nunca auto medicarse. Algunas molestias estomacales leves más comunes se pueden prevenir siguiendo algunos consejos caseros.

  • Beba mucha agua, en caso de tener vómitos tome agua en pequeños sorbos.
  • Cuando la persona tiene diabetes, es necesario mantener un control de la glucosa.
  • Espere algunas horas antes de consumir un alimento sólido en la mañana.
  • En caso de acidez, evite alimentos que contengan alcohol, cafeína y las bebidas carbonatadas.
  • Limitar el consumo de aquellos alimentos que generen distensión estomacal.
  • Consumir una dieta equilibrada incluyendo alimentos ricos en fibra.

En este artículo encontrarás: Causas de gases para evitarlos.

Cuando concurrir a una consulta médica por un dolor de barriga

En los siguientes casos es necesario concurrir de manera urgente a un centro médico.

  • Si la molestia no disminuye dentro de las 48 horas o empeora.
  • Incapacidad para evacuar heces.
  • Diarrea por más de 5 días o si se encuentra sangre en las heces.
  • Vómitos, especialmente si presenta sangre.
  • Dificultad para respirar.
  • Lesión reciente en la zona abdominal.
  • Tratamiento para el cáncer.
  • Dolor en el pecho, cuello u hombros.
  • Vientre rígido y muy sensible al tacto.
  • Embarazo.
  • Sensación de ardor al orinar.
  • Fiebre de 38ºC o más.
  • Pérdida rápida de peso.
  • Inapetencia por mucho tiempo.

¿Cómo aliviar el intenso dolor de barriga?

La primera medida a tomar cuando se sufre de un fuerte dolor estomacal es comenzar una dieta liviana. Dar reposo al sistema digestivo por el máximo de tiempo posible, consumiendo alimentos blandos y mucho líquido.

Tratar de esperar al menos una hora después de comer para acostarse. Para calmar el dolor se puede tomar un analgésico, pero no los AINES, porque pueden dañar la mucosa gástrico intestinal sensibilizando aún más al ataque de infecciones.

Por lo tanto, ante un dolor de barriga es necesario concurrir al médico para determinar su diagnóstico.

Mientras te interesará conocer: Cómo prevenir una intoxicación alimentaria.