Comida trampa o cheat meal para seguir bajando de peso


Bajar de peso requiere voluntad y constancia, por eso se recurre a la comida trampa o también llamada cheat meal. A qué se llama así y por qué debemos recurrir a este truco si queremos seguir bajando de peso.

Para bajar de peso se debe seguir una regla muy simple, ingresar menos calorías de que nuestro organismo gasta. Entonces, decidimos comer menos con una dieta equilibrada y saludable y hacer ejercicio para gastar más calorías.

Comida trampa

Bravo, es el plan ideal para bajar de peso, funciona en el 100% de los casos. Pero en este nuevo estilo de vida que deseamos adoptar debemos ser constantes y tener una fuerza de voluntad de hierro. De lo contrario, es muy probable que la abandonemos.

En este punto es donde toma importancia la comida trampa.

Que es la comida trampa o cheat meal

Se llama así a la comida que generalmente tiene más calorías que todos los menús de la dieta. Sería un alimento prohibido, pero esta vez será totalmente permitido y hasta incluido para poder liberar de nuestra mente la tensión psicológica de seguir una dieta.

Cuáles son los beneficios de la comida trampa o cheat meal

El mayor beneficio de disfrutar de una comida trampa es psicológico. Nos proponemos cumplir al pie de la letra la dieta durante todos los días de la semana menos en una comida a la semana.

Esperando ese momento nuestra mente nos ayudará a cumplir el objetivo de seguir con el plan de bajar de peso, sin que sea una tortura. Al contrario, nos puede ayudar a crear hábitos alimenticios saludables.

Además, de darnos un empuje para seguir con el plan, ayuda a acelerar el metabolismo. Porque con la ingesta bien pensada de una comida trampa se elevan las hormonas t3 y t4 que están relacionadas directamente con la velocidad del metabolismo. Por lo tanto, nuestro cuerpo quemará más calorías.

Esto se produce porque nuestro organismo está acostumbrado a restringir energía tomando como medida ralentizar el metabolismo. Al sentir un alivio de calorías produce un cambio y acelera el metabolismo.

También se produce un aumento del nivel de leptina en nuestro organismo, esto hace que tengamos la sensación de saciedad por más tiempo, favoreciendo a la espera calmada del próximo alimento.

Para que estos beneficios se cumplan la comida trampa debe cumplir ciertos requisitos.

Cómo debe ser la comida trampa

Lo primero a tener en cuenta es que se debe tratar de una sola comida a la semana, por ninguna razón se puede transformar en un día trampa. De lo contrario, podría sabotear todo nuestro esfuerzo anterior de bajar de peso.

Comida trampa o cheat meal

La comida trampa debe ser ese alimento que está prohibido en tu dieta y extrañas mucho comerlo. Lo mejor es optar por un alimento que tenga un nivel alto de carbohidratos que de grasa.

Si no se respetan estas consignas la comida trampa nos va a afectar negativamente en nuestro plan de bajar de peso.

Cuándo comer la comida trampa

Generalmente se deja el fin de semana para disfrutar de ese bocado que tanto ansiamos y no hay problema. Sin embargo, lo ideal sería comer el cheat meal el día que tengas una mayor actividad física.

En cuanto a la hora del día, puede ser en cualquier momento del día. Pero cada uno se conoce y quizás, puede suceder que si haces una comida trampa a la mañana no puedas despegarte de ella durante el resto del día.

En esos casos, conviene dejar la comida trampa para la noche, porque sabes que ya no podrás comer más.

Consejos para aprovechar al máximo los beneficios de una comida trampa

Qué hacer el día anterior al cheat meal

Si tienes decidido que mañana será tu comida trampa, trata de disminuir un poco más la ingesta de calorías durante el día de hoy.

Relájate, descansa mejor e intenta dormir más horas. Una buena noche mejora el efecto de la insulina en los carbohidratos y en el autocontrol frente alimentos.

Qué hacer el mismo día del cheat meal

Comienza el día comiendo saludable, pero con abundancia. Que el desayuno, por ejemplo, sea saciante. Y si puedes, agrega un toque de canela a tu café para mejorar la sensibilidad de las células a la insulina.

Qué hacer una hora antes de la comida

  • Beber más agua que otro día, para sentir saciedad y no desear comer demás.
  • Comer un pomelo, ayudará a tener una mejor sensibilidad a la insulina.
  • Hacer actividad física. Un entrenamiento corto de 10 minutos facilitará el transporte de la glucosa al músculo y que no se almacene como grasa.
Helado es una comida trampa

Opciones de comida trampa

Tienes libertad para comer lo que desees comer. Es hora de disfrutar ese bocado que tanto extrañas, te lo mereces por haber hecho el esfuerzo durante todos los días anteriores.

Sin embargo, hay opciones más saludables que otras y aquí te contamos algunas diferencias que suman y tienen importancia.

  • Es mejor un menú casero que uno procesad comercialmente.
  • Si es un alimento frito es mejor que sea con aceite de oliva.
  • Que el alimento no tenga calorías vacías, sino que también aporte nutriente. Por ejemplo, si optas por un helado que tenga frutas.
  • El pan de harina integral aporta más fibra que el pan blanco.
  • Comienza comiendo los alimentos que tengan proteínas y luego los carbohidratos.
  • Pon la mente en el bocado y realmente disfruta de este momento.
  • Toma café después de la comida trampa, acelera el metabolismo.

Mira estas: Recetas saludables

Con estos consejos de como incluir tu comida trampa en tu dieta podrás seguir tu plan de bajar de peso sin sacrificios extremos.