Agua de mar, el antioxidante más natural


Alrededor de las tres cuartas partes del globo terráqueo están cubiertas por agua de mar, de estas en el orden de un 97% es agua salada. Es ciencia constituida que fue el medio idóneo para el surgimiento de la vida.

El agua de mar cubre importantes segmentos de la superficie del globo terráqueo
Alrededor de las tres cuartas partes del globo terráqueo están cubiertas por agua de mar, de estas en el orden de un 97% es agua salada.

Enfermedades en que se recomienda el uso de agua de mar

Desde hace siglos se recomienda el uso del agua de mar en dolencias de todo tipo y en particular en:

  • sinusitis
  • faringitis
  • gingivitis
  • problemas de piel como la psoriasis,
  • quemaduras
  • picaduras
  • artritis
  • sequedad nasal
  • diarrea
  • problemas de próstata

¿Por qué es adecuado usar el agua de mar en algunas enfermedades?

A fin de comprender las virtudes terapéuticos del agua de mar, tengamos en cuenta tan solo dos hechos trascendentes:

  1. El uso medicinal del agua de mar se remonta el siglo IV a.C. cuando Hipócrates utilizo la palabra “talasoterapia”.
  2. Esta palabra viene del griego “thalassa”, que significa agua, y “terapia”, que significa cura.

Pero a su vez se reconoce que en el agua de mar encontramos compuestos con actividad como antibióticos. Otra consideración es su rica composición en minerales.

Y esto es lógico si tenemos en cuenta que…

En el agua de mar surgió la primera célula, hace 3.800 millones de años. El mar puede ser considerado como el precursor de la vida.

El agua de mar no es solo agua con sal. Al respecto Linus Pauling, Premio Nobel, ha expresado: “Las moléculas adecuadas, en la concentración adecuada, en el lugar adecuado dieron lugar a la célula”.

En cada litro de agua de mar encontramos: 965 cc de agua, aminoácidos, proteínas, lípidos o grasas, vitaminas, minerales, fitoplancton, zooplancton, en particular krill rico en omega3, huevos y larvas de peces, material particulado, en un medio alcalino de pH 8.4.

Estos son razones más que suficientes para considerar que el agua de mar es el nutriente más completo de la Naturaleza. De ahí que se pueda considerar que los seres humanos tenemos la capacidad natural para asimilar fácilmente todos estos elementos, y en particular debido a que la composición mineral de nuestros cuerpos es similar a la del agua de mar. En realidad, el agua de mar contiene casi la misma concentración de minerales y elementos trazas que la sangre humana.

Se puede valorar que es isotónica con relación al plasma de la sangre de los seres humanos, es decir, que tiene la misma concentración de solutos que encontramos fuera y dentro de las células. Si se mezclan 3 partes de agua dulce con una de agua de mar, se obtendrá una solución con características similares al plasma que hay en nuestro cuerpo.

Y en relación con esta afirmación del célebre Fisiólogo Francés Claude Bernard cuando expresó refiriéndose al líquido extracelular como “aquel liquido en el cual se bañan las células sin comunicación con el exterior”. Su composición cercana a la del agua de mar explica por qué nuestro sudor, lágrimas o secreciones nasales se nos presentan con un sabor ligeramente salado. Y a fin de cuentas son expresión de la composición de la sangre, muy parecida a la del agua de mar.

Es ciencia constituida que el agua de mar fue el medio adecuado para el surgimiento de la vida
La vida surgio en el agua de mar

Beneficios que brinda para la piel el agua de mar

Si partimos de reconocer que los balnearios que dan tratamientos de belleza utilizan aguas ricas en minerales y sal de mar. Esto debe generar la pregunta obligada ¿Por qué?

La sal contenido en el agua de mar ayuda a eliminar toxinas de la piel y actúa como un exfoliante natural al contribuir a eliminar las células muertas y estimula la generación de las nuevas.

Como hemos visto con anterioridad el agua de mar es rica en minerales, pero en particular en magnesio que mejora la hidratación de la piel, así como su apariencia.

Uno de los beneficios de salud más importantes que se le puede atribuir al agua de mar estriba en su capacidad para curar la piel dañada e irritada.

El agua de mar puede reducir inflamación y ayudar a curar algunas enfermedades de la piel como pueden ser dermatitis atópica o rosácea, psoriasis y eczema.

Por sus excelentes propiedades antisépticas, es muy útil en curar las heridas, salpullidos y abrasiones menores debido a la acción del cloruro de potasio.

De esta forma se puede estimar que el agua de mar contribuye de forma importante en mejorar la textura de piel, aumentando su elasticidad.

El agua de mar es sinónimo de salud
Las propiedades del agua de mar permiten utilizarla en gran número de enfermedades

Propiedades antioxidantes del agua de mar

Se han reportado estudios que muestran que los tomates cultivados en agua de mar tienen cantidades más altas de antioxidantes que los cultivados usando agua dulce. Estos tomates contribuyen de esta forma en mejorar las defensas del cuerpo contra enfermedades cardiovasculares y cáncer.

Aumenta también el nivel del oxígeno en la sangre, y de esta forma contribuye a mitigar el daño de los radicales libres, tan dañinos para los seres vivos.

El yodo contenido en el agua de mar brinda soporte a las funciones del sistema inmunológico y refuerza la actividad tiroidea. Al ser un excelente antiséptico natural, aumenta considerablemente la capacidad de nuestro cuerpo para combatir infecciones causadas por parásitos, bacterias y hongos.

Otras acciones beneficiosas del agua de mar

El agua de mar mejora la circulación de sangre, debido, fundamentalmente a su alta concentración de minerales.

Otro aspecto relevante es la contribución del agua de mar en la cura de bronquitis y sinusitis. Inhalar cloruro de sodio, o sal de agua de mar, ayuda a eliminar las mucosidades y fluidificar las secreciones bronco-pulmonares.

Se señala que el agua de mar puede promover el bienestar psicológico y emocional, así como contribuir de forma notable en la reducción del estrés. Tratamientos relacionando baños con agua de mar se aplican en situaciones depresión, ansiedad, apatía y muchos otros.

En paralelo es conocido que el magnesio, litio y bromo contenidos en el agua de mar son elementos que se utilizan como terapia para recuperar la calma, que tienen la capacidad de estabilizar y mantener los niveles de serotonina, melatonina y triptamina en el cerebro.

El litio, por ejemplo, es un fármaco que frecuentemente se utiliza para tratar muchos trastornos psíquicos, y especialmente los trastornos bipolares.

Después de conocer estas bondades del agua de mar cabe la pregunta ¿Se puede tomar el agua de mar?

Existe una corriente creciente, fundamentalmente de homeópatas que consideran que se debe consumir pequeñas cantidades de agua de mar. Pero cuanto y como lo abordaremos en artículos futuros…siga con nosotros, ¡no se lo pierda!