7 síntomas del tiroides que no debes obviar si te suceden


El tiroides es una glándula muy conocida por todos. La mayoría de nosotros sabemos que regula el metabolismo del cuerpo, pero solemos relacionarla con la pérdida o el aumento de peso. Sí, es cierto que es la responsable directa de la velocidad a la que quemamos las calorías, pero también determina otros aspectos de interés, por ejemplo, la velocidad de latidos del corazón. Curioso, ¿verdad? Pero, ¿podemos saber si nuestro tiroides va bien o mal? Sí y no. Evidentemente, hasta que no nos hagamos un examen médico no lo sabremos a ciencia cierta, pero hay una serie de síntomas del tiroides que nos pueden alertar de que algo no va bien.

Eso sí, la mayoría de ellos son bastante ambiguos como verás a continuación, por lo que, por sí solos y aislados, no tienen por qué significar nada relacionado con esta glándula. Puede ser una simple circunstancia de un período concreto de nuestra vida o un síntomas de cualquier otra patología, enfermedad o desorden.

Te lo explicamos mejor a continuación.

Otros artículos de interés: ¿Cómo influye el metabolismo a la hora de perder peso?

7 síntomas del tiroides más comunes

perdida de peso
En el tiroides encontramos a uno de los principales culpables de la pérdida o el aumento de peso

Variaciones de peso:

Sí, este es uno de los síntomas del tiroides más fáciles de identificar ya que se refleja directamente en nuestro cuerpo. Si observas que últimamente engordas o adelgazas con mucha facilidad, sin hacer nada a priori, es muy posible que sea la glándula del tiroides la que está actuando.

Normalmente, cuando hay aumento de peso hablamos de hipotiroidismo y cuando hay disminución, hipertiroidismo.

Cansancio:

¿Te notas más cansado a pesar de que tu ritmo de vida no ha cambiado o que duermes muchas horas seguidas? Las hormonas también influyen en nuestra energía y el tiroides, por ende, actúa directamente sobre la fatiga y el cansancio que sentimos en nuestro día a día.

Frío corporal:

¿De repente se te quedan los pies o las manos frías? El metabolismo y el tiroides también se encargan de regular nuestro cuerpo. Si normalmente has sido caluroso y ahora no, o si notas los pies o manos frías de repente, piensa en el tiroides.

Detección del hipotiroidismo
Ubicación de la glándula tiroides

Piel, uñas y cabello:

Nuestra belleza también refleja los cambios y alteraciones del tiroides. Por ejemplo, hablamos de uñas agrietadas, piel seca o caída del pelo, tres síntomas que, si no los tratamos a tiempo, se pueden hacer crónicos.

Estado anímico:

Depresión, ansiedad, tristeza, cambios de humor… si estás experimentando esto y no encuentras una causa aparente, es posible que de nuevo sea el tiroides el que esté detrás de ello.

Estreñimiento:

El tiroides puede influir sobre nuestro sistema digestivo y provocarnos estreñimiento por dos motivos: ralentización de los procesos corporales y problemas para absorver los nutrientes.

Reproducción:

Por último, hablando de los síntomas del tiroides, si tienes dificultades para concebir, disminución del apetito sexual o desajustes en tu menstruación, revísate el tiroides, porque puede que la causa esté aquí.

Exploración de la glándula tiroidea mediante ultrasonografía
Ante la sospecha de hipertiroidismo, es necesario efectuar pruebas de sangre y de imágenes

Sigue leyendo: Cómo retrasar la regla de forma natural