¿Los vértigos y mareos pueden ser de origen cervical?


Muchas personas sentimos contracturas en la zona cervical, tortícolis o incluso nos han descubierto alguna hernia de disco… lo que quizás no sabíamos es que los vértigos y mareos podrían estar relacionados con esa situación.

La sensación de aturdimiento o mareos leves pueden deberse a contracturas o dolores en la zona cervical y aquí te explicamos por qué y qué debes hacer para sentirte mejor.

Cervical, vértigos y mareos
Vértigos y mareos pueden ser ocasionados por un problema en la cervical

¿Cuándo sientes vértigo?

Tienes vértigo cuando sientes que todo el entorno gira a tu alrededor. Lo que te hace parecer que te estás moviendo, cuando en realidad estás quieta y todo tu entorno está quieto. Por lo tanto sientes un desequilibrio y todo se da de imprevisto.

Algunas personas también tienen la sensación de que se van a desmayar, acompañado de una visión borrosa, náuseas o vómitos mientras o al finalizar el vértigo que generalmente dura unos segundos. Aunque algunas personas han confirmado sentir vértigo  por horas.

¿Cuándo pueden tener un origen cervical?

Por las vértebras cervicales y su alrededor pasa el sistema nervioso central y el riego sanguíneo que llega hasta el cerebro y el oído que conforman un sistema llamado vestibular.

Dicho sistema se encarga de administrar las señales sensoriales relacionadas con el equilibrio y el movimiento ocular.

Por lo tanto, una anomalía en las vértebras puede interferir con el funcionamiento adecuado del sistema vestibular. Generando algunos síntomas comunes de vértigos y mareos.

Clases de vértigos

De a acuerdo al órgano que está provocando el vértigo, los vértigos se pueden diferenciar en dos grandes tipos. El vértigo tiene origen periférico cuando el órgano responsable de ello es el oído. El vértigo tiene origen central cuando el cerebro es el que está provocando este síntoma.

Vértigo periférico

En nuestro oído interno existen dos estructuras muy importantes para el equilibrio de nuestro organismo. Los canales semicirculares y la cóclea son los responsables de transmitir al cerebro los impulsos.

El oído y el cerebro son importantes para el equilibrio
El oído puede generar vértigos y mareos

Éstos son necesarios para que el cerebro pueda generar un estado general del movimiento que realiza nuestro cuerpo.

Los impulsos emitidos hacia el cerebro son estimulados por el movimiento de un líquido. Dicho líquido se mueve cuando la cabeza realiza un movimiento, dando la posición de la misma a nuestro cerebro.

De esta manera el cerebro podrá definir la relación de nuestra cabeza con el resto del cuerpo y tratará de realizar todas las acciones necesarias para recuperar el equilibrio.

Si el líquido sigue moviéndose y nuestra cabeza está quieta da una información errónea a nuestro cerebro. Pues le indica que la cabeza se sigue moviendo cuando en realidad está quieta.

Mira: Cómo calmar el dolor de oído

Vértigo central

A medida que el cerebro recibe la información de todo el cuerpo, va emitiendo señales a las diferentes regiones del cuerpo de lo que debe hacer para mantener el equilibrio.

Para funcionar perfectamente, el cerebro debe ser nutrido correctamente con oxígeno, proteínas, glucosa y demás nutrientes que se encuentran en nuestra sangre.

Masajes descontracturantes
Masajes relajantes para descontracturar la zona cervical

Por lo tanto, si el torrente sanguíneo no llega como es debido puede ser que las funciones del cerebro comiencen a fallar.

Para determinar cuál de los dos tipos de vértigo sientes tú tienes que ir a una consulta con un médico. Porque las causas pueden ser múltiples, tales como un oído infectado o tapado, artrosis cervical o problemas cardíacos.

Sin embargo, ninguno de esos casos provoca un dolor cervical ni contractura de músculos en dicha zona. Entonces, si la molestia en la zona cervical está acompañada de algunos vértigos y mareos lo más probable es que se deba a un problema cervical.

Diferencias entre vértigos y mareos

Tanto los vértigos como los mareos provocan desequilibrios, sin embargo las sensaciones son diferentes.  Se siente mareo cuando la persona está aturdida, desorientada o confundida. En cambio, si siente que todo gira a su alrededor se trata de vértigo.

Cuándo un dolor cervical comienza a provocar mareos o vértigos

Cada persona tiene una postura diferente y gestos que realiza diariamente que de alguna manera van formando la columna, especialmente en la zona cervical. Si esta persona ya tiene varios años, hace años que soporta la misma postura y nunca le molestó.

Vértigos y mareos de origen cervical
El estrés puede generar vértigos y mareos

Entonces, ¿por qué ahora comienza a doler y a dar esos síntomas de vértigos y mareos?

Todo parece indicar que estos síntomas comienzan a aparecer cuando una persona pasa por una emoción que  lleva al límite su  estado nervioso. Eso nos podemos dar cuenta cuando ya nos molestan los ruidos comunes de la calle o centros comerciales.

Esos pequeños sucesos que antes no nos molestaban ahora son estímulos que nuestro sistema nervioso ya no lo soporta. Eso es un indicio de que nuestro sistema nervioso está al límite. Desencadenando contracturas en la zona cervical, además de vértigos y mareos.

Estas situaciones pueden ser ocasionadas por un disgusto relacionado con nuestra vida personal como divorcios, despidos, muertes de familiares.

De allí la importancia de practicar técnicas de relajación acompañados de tratamientos de fisioterapia. Eso ayudará a la persona salir de esta situación y aliviar los síntomas de dolor cervical, vértigos y mareos.